Oposición venezolana pide a la ONU no avalar elecciones de mayo

Foto: elimpulso.com

 

HAVANA TIMES – La oposición venezolana entregó hoy una comunicación en la oficina de las Naciones Unidas en Caracas en la que solicitó no avalar las elecciones del 20 de mayo, en las que el presidente Nicolás Maduro buscará una reelección, al calificarlas como un proceso fraudulento, reportó dpa.

En la primera actividad del llamado Frente Amplio opositor, diputados y dirigentes políticos acudieron a la oficina del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) para presentar la carta con una serie de planteamientos sobre la crisis del país.

El portavoz del grupo, el ex dirigente chavista Sergio Sánchez, señaló que la carta hizo dos solicitudes principales: pedir la solidaridad de la ONU para atender la crisis por la escasez de alimentos y medicinas y que Naciones Unidas no avale las elecciones del 20 de mayo, que sostuvo, carece de condiciones para unas votaciones justas, libres y transparentes.

“Hemos planteado a la ONU que no existen condiciones de respeto a la Constitución en este llamado espurio de la Asamblea Constituciones (que convocó los comicios) para este proceso electoral presidencial.

La ONU tiene que colaborar, pero en respeto a la Constitución. Le solicitamos que no legitime este proceso electoral”, dijo a periodistas.

Maduro solicitó al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, que envíe una misión de observación y acompañamiento a las elecciones del 20 de mayo.

“Esta convocatoria de elecciones carece de legitimidad de origen, así sería improcedente una misión de la ONU el 20 de mayo. Sería utilizada por Nicolás Maduro para darle un toque de legitimidad al proceso”, alegó Sánchez.

Indicó que el Frente Amplio, conformado por la alianza opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), además de gremios, sindicatos y grupos profesionales, se niega a avalar estas elecciones que fueron convocadas de por una Constituyente que llamó “ilegítima”.

“Que sean realizadas las gestiones para que ONU envíe a Venezuela una comisión que constate la situación de derechos humanos en el país. El 20 de mayo se realizará un fraude y no una elección libre”, aseveró.

Por su lado, la diputada Delsa Solórzano insistió en que la ONU no debe avalar un acto electoral que calificó de “fraudulento”.

“Aquí no están dadas las garantías electorales. La crisis que sufre el país es la que debería tener a la ONU aquí, no convalidando fraudes electorales”, señaló la legisladora.

Maduro, cuyo gobierno ha enfrentado una combinación de depresión económica con hiperinflación, acusa a la oposición de boicotear las elecciones por no tener los votos para derrotarlo. Asegura que las elecciones de mayo tendrán tantas garantías o más que las legislativas de 2015, en las que el chavismo sufrió una severa derrota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.