El romance con Cuba de ciertas izquierdas

Por Repatriado

Foto: Alexander Londoño

HAVANA TIMES – Tras 60 años, el proyecto político cubano sigue siendo paradigma para parte de la izquierda mundial, recorramos simplificadamente los hitos de esta ambivalente historia de amor de los que admiran a Cuba, pero no se han mudado aun para acá, prefiriendo defenderla desde Boston o París.

A finales de los 60 ya la Revolución estaba agotada en lo práctico, aunque viva en lo ideológico; Fidel, con gran habilidad, usó los bruscos pero necesarios, al menos en cuanto a salud y educación, acertados cambios sociales que durante esa década se realizaron para crearse una imagen internacional, aceitada con periódicos golpes de efecto propagandísticos.

Tan pronto como la economía perdió la inercia de los 50, y aún más cuando los voluntarismos terminaron de quebrarla en el mismo 70 con su fracasada zafra, era obvio que no había sostén para los logros ni lo habría en el giro estalinista que se le imprimió por motus propio y no por presión soviética, tomando medidas tan antisocialistas como la nacionalización de absolutamente todo emprendimiento o empresa privada.

Esa realidad no desanimó a toda una generación de intelectuales europeos y latinos, hijos de las transformaciones del boom económico post II GM que había llevado a una desincronización entre distribución de capitales y distribución de derechos, quienes vieron en el proyecto cubano este anhelado ajuste, y admiraron, una vez más, el caudillismo latino.

No permitieron, de momento, que la realidad les arruinara tan bonito ejemplo del espíritu utópico del Mayo del 68.

Con una Europa en los 70 escorando hacia su modelo de “estado del bienestar”, USA entre los 60 y 80 actualizando una serie de derechos postergados y en América Latina aislados, pero notorios focos demostrando poder alcanzar semejantes logros sociales sin sangrías revolucionarias o a pesar de estas, provocó que muchos de los intelectuales que antes aplaudían la política de Fidel comenzaron a distanciarse.

Perdido el artificial sostén soviético, en la ensoñación comunista antillana se hizo patente la pobreza mal distribuida pero bien generalizada. Las grandes masas sociales de la izquierda mundial fueron paulatinamente alejándose ante el triste espectáculo de quiebra entre discurso y realidad, entre consignas y millones de cubanos escapando de una isla supuestamente gobernada por el estado más justo de la historia.

Ignacio Ramonet en una visita a la casa de Fidel Castro. Foto: Estudios Revolución

Aun después de esta huida en masa, o de masas, quedaron o surgieron personajes de real calado intelectual como Noam Chomsky e Ignacio Ramonet. Ilustro con ellos dos acercamientos arquetípicos de idilio postrero con el ideario fidelista.

Chomsky hizo aportes enormes desde la lingüística, su gramática transformacional revolucionó la sicología y el cómo se entiende el desarrollo del habla; ese prestigio intelectual lo desplazó posteriormente al campo político desde donde se consagró en una campaña contra el sistema estadounidense. Podemos estar de acuerdo o no con sus críticas, pero en su país es libre de hacerlo. Encontrando en el líder cubano sintonía en su animadversión, unió su cruzada anticapitalista con una defensa de los Castro.

Ramonet es un escritor y periodista influyente y reconocido, defiende un mundo sin los males de la globalización neoliberal y promulga la redistribución tributaria. Su acercamiento parece basarse en un feeling personal con el mesianismo caudillista, hay una retroalimentación en la que Ramonet les sirve como propagandista mientras disfruta del acercamiento al ídolo de su juventud.

A ambos los creo personas de inmensa cultura e inteligencia, de gran sensibilidad e implicación con la mejora humana, sin embargo, el primero tiene que saber y sabe que si fuese cubano y criticase al Gobierno una mínima parte de lo que lo hace al estadounidense viviría en la cárcel o en el siquiátrico. El segundo tiene que saber y sabe que si fuese cubano su autonomía intelectual se limitaría a constantes loas al Estado.

Entiendo que en la izquierda necesitemos paradigmas y que es difícil encontrarlos en el manicomio norcoreano, en el ultracapitalismo chino o en los lejanos parajes vietnamitas o laosianos, pero coño Noam, coño Ignacio, coño resto de izquierda aún enamorada de Fidel, critiquen al imperialismo y luchen por la humanidad, pero recuerden que Cuba no es solo Castro y esta pequeña parte del género humano también tiene derecho a la libertad, defiéndannos.

9 comentarios sobre “El romance con Cuba de ciertas izquierdas

  • Repatriado, todo iba bien hasta la ultima palabra del ultimo parrafo, defiéndannos.

    cada cubano piensa igual, no me gusta como vivo, no me gusta como me tratan, no me gusta este gobierno, QUE POR FAVOR VENGA ALGUIEN A RESOLVERME EL PROBLEMA en lo que yo sigo aqui calladito y manso para no meterme en problemas, para no señalarme, para no marcarme, si te va bien y me resuelves mi problema pues yo me beneficio a costa tuya, si te va mal y te joden pues problema tuyo, yo no estoy en nada ni tengo nada que ver contigo, yo tranquilo.

    Por eso ni yo ni nadie los va a defender y los que los maltratan y les rejoden la vida no lo van a dejar de hacer, por que habrian de hacerlo..??? por que el G2 dejaria de hacer lo que hace..??? por que el PCC dejaria de hacer lo que hace..?? por que Raul y su familia tendria que dejar de hacer lo que hace..??? por buena gente que son..??? NO, si ya sabemos que buena gente no son, entonces que les hace pensar que son los mismo hijos de p**ta que los maltratan los mismos que tienen que cambiar y tratarlos bien…???

    No me imagino a Maceo o Marti pidiendole a Arsenio Martínez-Campos que los defienda.

    y ojo, todavia estan a tiempo de hacer algo por Cuba, cuando los Castro terminen de vender a Cuba a pedazos a empresas extranjeras y los que tienen dinero en Miami sean los dueños de lo poco que se mueve en Cuba, ya el cambio que venga no les va a servir de nada, el pueblo cubano no va a ser dueño de nada, van a ser empleados, con suerte, de los americanos o de los españoles o los chinos o los franceses y van a terminar como cualquier otro pais latinoamericano, gobernado por otra familia poderosa que representa los intereses de los dueños del pais en el exterior.

    Olvidense de ese cuento repetido de pais culto y libre de analfabetismo, salgan de la habana y vayan a las provincias, municipios y pueblos a ver si hay capital humano para levantar una nacion libre e independiente..?? nadie va a ir a invertir dinero en cuba sino es para quedarse con las ganancias y eso es ahora y va a ser asi despues por los siglos de los siglos.

    Respuesta
    • Meresbala leyéndote me doy cuenta q no te resbala el tema en lo más mínimo y te apasiona, me alegro mucho.

      Creo q no entendiste el sentido de mi “defiendannos”, me dirigía a esos señores que desde la izquierda YA ESTAN defendiendo causas humanas pero sin embargo padecen una ceguera selectiva sobre el caso cubano y su pueblo falto de libertades.

      En cuanto a lo que escribes comparto algo de lo q dices pero difiero en otras

      yo jamás hubiese apoyado a maceo a martí o a gomez ni ninguna acción violenta q implicase miles de vidas perdidas en una apuesta incierta de futuro.

      no estoy en contra de q alguien venga y nos resuelva el problema, para mi la humanidad es solo una, con sus razas e idiosincrasias evolutivamente definidas, pero una, no entiendo el concepto de extranjero ni de nacionalidad, si alguien tiene más posibilidades viviendo fuera de cuba que los de aquí adentro para hacer algo por mejorar esta parte de la humanidad seré el primero en aplaudirlo.

      Creo q el problema cubano de incapacidad para cambiar al régimen es más complejo q lo del G2 o el no marcarse, interfiere desde el hecho de q somos una isla, una mentalidad condicionada por un régimen con records de permanencia, un aislamiento informacional, un control minucioso de la población, las mejoras de las técnicas de censura y muchas otras cosas, de verdad crees q el pueblo cubano es especialmente cobarde?

      Coincido contigo en q los castros están vendiendo la isla al peor postor, en q el pueblo llano, yo entre ellos, seremos mano de obra para el gran capital q desembarque aquí por culpa también de los castros que han creado un engendro económico insostenible y coincido en q eso de la isla culta e instruida es un disparate, pero no hay q salir de la habana para verlo.

      Respuesta
      • asi que yo jamas hubiese apoyado a maceo, marti y gomez de verdad no te entiendo expliquese mejor.

        Respuesta
        • Roberto:

          Más bien lee la pon hasta el final y no la cortes con propósitos turbios. Te la pongo para que no te hagas el bobo:

          “yo jamás hubiese apoyado a maceo a martí o a gomez ni ninguna acción violenta q implicase miles de vidas perdidas en una apuesta incierta de futuro.”

          Déjate de mala intención.

          Respuesta
        • roberto su tono recuerda el del capitan jefe de mi compañia en el servicio así q a sus ordenes me pongo y le respondo.

          primero no le parezca raro mi opción, de hecho los independentistas fueron una minoria durante toda la lucha, la inmensa mayoria de los cubanos peleó del lado español, por que les pagaban o lo q fuera, pero así lo hicieron, luego con el triunfo por supuesto la victoria es hija de muchos.

          segundo la guerra la hicieron para lograr la independencia, valia eso l amuerte de cientos de miles de personas, cientos de miles capitan roberto, imagine los sufrimientos de cada una de esas personas, de los niños hambrientos, las madres y padres enterrando hijos y todo eso bajo el SUPUESTO, solo el supuesto y para nada comprobado de q ser independiente te hace más feliz. en esa epoca solo habia q mirar el desastre latinoamericano para ver q la independencia no en todos los casos garantizaba bienestar, por eso era una apuesta incierta.

          tercero, la independencia es demasiado relativa, la nacionalidad cubana es un constructo teorico a posteriori, la inmensa mayoria de los cubanos aun en el XIX se sentian tan cubanos como españoles, y por ejemplo, estaria de acuerdo usted en q oriente se independizara del resto de cuba? su ideosincracia es diferente a la de occidente y bien podrian alegar mal tratos desde la metrópolis habanera.

          Luego de q oriente se independice apoyaría q los negros orientales quieran hacer una republica independiente en guantanamo?

          quinto, recuerde q los iniciadores de nuestra guerra, cespedes a la cabeza, eran unos racistas y esclavistas q fueron a la guerra sobretodo por motivos de bolsillo, no de corazon y para ello usaron a las masas negras como carne de cañon, dandoles la libertad para q murieran como cubanos, ja.

          sexto, mada de esto me imposibilita juzgar a esos hombres dentro de su epoca y comprender mucho de lo q hicieron, eso sí, como ya le dije, yo no lo hubiese apoyado jamás. CREO.

          Respuesta
  • Repatriado: buen tema y buen análisis. Hago mías tus palabras. Admiro a Ramonet como intelectual y leer cosas suyas, escucharlo, contribuyó a mi formación política y a mi visión equilibrada de la humanidad y sus posibles derroteros. Y sobre la justicia. Me gustó incluso su prólogo a 100 horas con Fidel. Pero decepcionante su apología en la práctica por el sistema cubano y venezolano, como él obvia o justifica con silencio cómplice o argumentos parciales los métodos antidemocráticos y represivos de DDHH para imponer esta deformada visión de la justicia social. Cualquier mérito queda enlodado con esta falla ética. Ser enemigo de mi adversario no te vuelve igual a mi ni digno de elogios de mi parte, hay que ir a las esencias, si no te fijas y alagas, estás en el mismo saco. Yo a cada rato toco este tema importantísimo en mis trabajos. Muy bien por ti, ojalá fuéramos mil, es bueno no solo señalar al culpable, también a los cómplices. Ojalá Ramonet y los demás intelectuales meritorios que practican semejante contubernio rectifiquen pronto esta postura errada, que lejos de ayudar a la justa y necesaria lucha por un mundo mejor, la ensucia y retrasa.

    Respuesta
  • El enemigo de mi enemigo es mi amigo y punto. No quiero saber ni ver más. ¡Patético!

    Respuesta
  • El mas dannino de todos esos izquierdistas ha sido, en mi opinion, Nicolas Maduro, aunque Chavez sento las bases de lo que vino despues.
    Entre los mejorcitos esta Evo Morales, solo que ultimamente la esta ensuciando. Quiere reelegirse en contra de lo que dice la Constitucion. Pierde su referendum pero insiste. Ahora, le dio por criminalizar a los medicos que cometan errores y ha creado una huelga medica, un caos en el sistema de salud.
    Nuestro invicto comandante, tambien ha hecho un dano de dimensiones biblicas, pero su contribucion al descojonamiento del tejido ecomico, politico y social merece estudio aparte

    Respuesta
  • Cualquiera que se sienta de izquierda y apoye con silencio o alabanza la dictadura cubana, sufre de hemiplejia ética.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *