El evento Otro poeta suicida

Por Irina Echarry

HAVANA TIMES – La muerte es terrible. El suicidio genera entre las personas una sensación de incertidumbre y rechazo. Históricamente Cuba ha tenido una alta tasa de suicidios; ocupa el segundo puesto entre los países latinoamericanos; pero no sabemos lidiar con él.

El viernes 20 de octubre, día de la Cultura Nacional, se inauguró Otro poeta suicida, evento preparado por el Museo de la Disidencia en Cuba y Amaury Pacheco, fundador de OMNI Zona Franca. El evento concluye el domingo 22.

El comienzo conmocionó la calle San Isidro de la Habana Vieja: ¡un hombre ahorcado! La gente se acercó a contemplar el espectáculo matutino, hasta que poco a poco se dieron cuenta de que se trataba de un performance.

Así, los organizadores quisieron invocar la memoria del creador de Los pájaros escritos, Vegas Town y Distintas maneras de cavar un túnel, el último poeta suicida cubano: Juan Carlos Flores.  Hace apenas un año la noticia de su muerte recorría las redes sociales y las calles de Alamar, despertando muchas interrogantes entre las personas.

Durante tres días seguidos, un desfile de poetas, narradores, Djs, cantantes y músicos contemporáneos deberán disputar el espacio con el ruido de la calle Damas, entre San Isidro y Avenida del Puerto*. Nada mejor que un homenaje al suicidio en un lugar lleno de vida; eso podría provocar que las personas pierdan el temor a esa manera de morir, se relacionen con ella.

Habrá conferencias, testimonios, recitales de poesía, conciertos, micrófono abierto, intervenciones de Spoken Word, performance. Será el momento propicio para acercarse a la vida y obra no solo de Juan Carlos, sino de Ángel Escobar, Raúl Hernández Novás, Carlos Victoria, Guillermo Rosales, Miguel Collazo o Calvert Casey, escritores con una creación literaria sólida, que también decidieron quitarse la vida.

En una pequeña sala de la casa se exponen objetos personales de Juan Carlos Flores. Pudiera parecer algo morboso adentrarse a través de las fotos en el Blue Castle; ver la figura del Buda que puso de espaldas para que no lo mirara. O descubrir la imagen del principito en el baño, lugar que escogió para colgarse, aunque una ventana rota lo impidiera y él decidiera trasladarse al balcón. Estas escenas, más la voz del poeta declamando con su personal estilo, provocan una gran impresión; pareciera que se esconde en algún sitio cercano.

¿Por qué alguien decide dejar de vivir? ¿Por qué se suicidan los poetas? ¿Hay una explicación o son múltiples las razones?  ¿Es el suicidio producto de un raptus de locura o puede salir de una profunda reflexión sobre el sentido de la vida?

Quizá esas preguntas nunca sean contestadas, quizá los poetas prefieran dejarlas en el aire, avivando la imaginación, enalteciendo el espíritu. Tal vez con este evento, podemos intentar alguna posible respuesta, en definitiva, la poesía puede salvarnos de todo. ¿O no?

*Sede del Museo de la Disidencia en Cuba

Fotos: pagina de Facebook de Yanelys Nuñez Leyva

Haga clic sobre las imágenes reducidas para ver todas las fotos de esta galería

Irina Echarry

Irina Echarry: Me gusta leer, ir al cine y estar con mis amigos. Muchas de las personas que amo han muerto o ya no están en Cuba. Desde aquí me esforzaré en transmitir mis pensamientos, ideas o preocupaciones para que me conozcan. Pudiera decir la edad, a veces sí es necesario para comprender ciertas cosas. Tengo más de treinta y cinco, creo que con eso basta. Aún no tengo hijos ni sobrinos, aunque hay días en que me transformo en una niña sin edad para ver la vida desde otro ángulo. Me ayuda a romper la monotonía y a sobrevivir en este mundo extraño.

2 comentarios sobre “El evento Otro poeta suicida

  • Excelente iniciativa. Suguro estoy que si tuvieran el derecho de poder realizar el evento en una institucion cultural la asistencia de publico hubiera sido grande. Una sugerencia al articulo: es posible insertar pie de foto que de informacion de los artistas y de las obras? Eso los ayuda a promocionarse internacionalmente.

    Respuesta
  • que susto si no llego a leer pense que era un ahorcado de verdad.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.