La cuota del mes

El negocio por cuenta propia que decidió asumir mi familia para sobrevivir fue el de arrendamiento de vivienda. Es decir, el apartamento de mi abuela, donde desde hace un tiempo yo vivía, independiente y alejada de mis padres tuve que “cederlo” para que lo alquilaran a cubanos y venir a vivir nuevamente a la casa que me vio nacer.

Leer más