author photo

Irina Echarry: Me gusta leer, ir al cine y estar con mis amigos. Muchas de las personas que amo han muerto o ya no están en Cuba. Desde aquí me esforzaré en transmitir mis pensamientos, ideas o preocupaciones para que me conozcan. Pudiera decir la edad, a veces sí es necesario para comprender ciertas cosas. Tengo más de treinta y cinco, creo que con eso basta. Aún no tengo hijos ni sobrinos, aunque hay días en que me transformo en una niña sin edad para ver la vida desde otro ángulo. Me ayuda a romper la monotonía y a sobrevivir en este mundo extraño.

Cuando la prensa cubana se vistió de rojo

abril 18, 2014 | | |

Irina Echarry

Portales de la calle Monte. Foto: Juan Suárez

HAVANA TIMES — El último sábado de marzo una petición oficial sorprendió a los oyentes habituales de Radio Reloj: se solicitaba la ayuda de la población para aclarar un crimen ocurrido dos días antes, en la Habana Vieja.

El domingo siguiente amanecimos con la noticia de que “un equipo multidisciplinario del Ministerio del Interior que, de conjunto con el Instituto de Medicina Legal y el apoyo decisivo de nuestro pueblo, en apenas 24 horas esclareció el hecho y detuvo a su autor”.

Un muchacho de 23 años (sin antecedentes penales) mató con un “objeto contundente mientras dormían” a tres personas: un hombre de 43 años, una mujer de 64 y un niño de 10.

Fue raro escuchar sobre el tema en la prensa nacional, la crónica roja desapareció de nuestros periódicos y revistas hace muchos años. No soy de las que piensa que los medios de comunicación deben hacerse eco de cada asesinato, hurto o asalto que se produzca en el día; lejos de dar transparencia el resultado sería una dosis más de monotonía para nuestra aburrida prensa; además, la reiteración constante le quitaría importancia a los hechos.

Tampoco estoy de acuerdo con ocultarlos, el aumento de la peligrosidad en las calles es notable y tenemos derecho a saber a qué estamos expuestos. En páginas como la ONEI debiera ser posible consultar los índices de criminalidad del país, con datos serios, por supuesto.

Dejando atrás la sorpresa de la publicación, la nota informativa tuvo un enfoque totalmente desacertado. El Ministerio del Interior aclaraba que el homicida “mantenía relaciones estrechas” con el occiso, y luego acentuaba: “durante los interrogatorios confesó que su actuación estuvo condicionada por un móvil pasional”.

En una sociedad machista, económicamente asfixiada, donde el trabajo honrado no garantiza lo mínimo para sobrevivir, con una juventud enajenada, apática y sin esperanzas de futuro, es común la recurrencia de hechos de sangre.

En los barrios perífericos, las noticias de muertes o lesiones graves como resultado de broncas y rencillas personales son el pan diario. No hay visita al Reparto Eléctrico en que no me entere de un asalto o algún ajuste de cuentas; lo mismo sucede en La Güinera, Mantilla, Párraga, San Miguel del Padrón. Casi cualquier discoteca o lugar de “esparcimiento” puede devenir en cadalso.

Hace poco, a través de correos electrónicos y memorias flash, viajaron imágenes del cadáver de una muchacha de Artemisa; asesinada por el ex-novio, su cuerpo colgaba de una reja cerca de la iglesia. En Alamar, en menos de un año he sabido de tres casos; en uno la víctima fue una adolescente apuñaleada por el novio, quien la escondió en la cisterna de un edificio; la policía estuvo varios días averiguando entre los vecinos hasta que hallaron al agresor.

Es más, el último lunes de marzo en la propia Habana Vieja, específicamente en Compostela y Muralla, una mujer fue asesinada por un hombre; y el mismo domingo que emitieron la mencionada nota, cerca de una tienda de la calle Monte, otro hombre clavó varias veces un objeto punzante en el cuerpo de una mujer.

Generalmente los motivos son los mismos: celos o despecho por ser abandonado… en fin, lo que llaman crímenes pasionales. Sin embargo, ninguna de estas desgracias se han radiado ni han sido publicadas en la prensa escrita o digital, ni siquiera son reconocidas oficialmente por la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) en sus estadísticas.

¿Acaso hacía falta el detalle? Teniendo en cuenta que no se trataba de un capítulo de la telenovela de turno, el móvil no era importante. No quiero pensar que para el Ministerio del Interior sea un agravante que un hombre mantenga “relaciones estrechas” con otro.

El énfasis de la nota oficial y luego la frase final reiterando que “hechos como este jamás quedarán impunes y que sobre su autor caerá todo el peso de la justicia revolucionaria”, han dado pie a comentarios homófobos, discriminadores y, sobre todo, nos han hecho recordar que las UMAP pueden renovarse en cualquier momento.

El pueblo cubano, mal que nos pese, no respeta la diversidad. No importa el nivel cultural ni el medio donde nos desarrollemos, la mayoría de la gente rechaza la homosexualidad y provoca, intencionalmente o no, el sufrimiento de los que gustan del mismo sexo. No es secreto, a pesar de que ahora la comunidad LGBTI cubana tiene un poco de visibilidad, sigue siendo objeto de represión policial, humillación social, burlas y rechazo familiar.

Entonces, ¿de qué sirve hacer campañas -oficiales o alternativas- contra la homofobia, defender el derecho a las operaciones de cambio de sexo, hacer promociones de salud donde se aclare que el SIDA no es una enfermedad de gays, apropiarse de ciertos sitios como “zonas de tolerancia” (la playa Mi Cayito, parque de la Fraternidad y la acera frente al Capitolio, etc.), batallar con la familia y amigos para que no juzguen a los gays por su orientación sexual sino simplemente como seres humanos?

Tanta lucha para que luego una sencilla nota informativa relacione la violencia y los crímenes pasionales con la homosexualidad, y exacerbe los comentarios discriminatorios de la gente en la calle. Esas pocas líneas publicadas nos hicieron retroceder unos cuantos años.

Estoy esperando con ansiedad el 17 de mayo, día internacional contra la homofobia, seguro habrá alguna declaración del CENESEX porque, hasta ahora, no se ha pronunciado.

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

18 respuestas a “Cuando la prensa cubana se vistió de rojo”

  1. 100 % Gusan@ dice:

    “mantenía relaciones estrechas” ¿significa que eran pareja sexual?

  2. Cubano 100% dice:

    Irina no se si eres lesbiana,pero te has tomado muy a pecho este asunto de la nota informativa,que según tu forma de interpretarla es homofóbica,yo no lo veo asi,si hubiera sido un caso de asesinato pasional heterosexual se hubiera informado mas menos de la misma forma,ahora los homosexulaes son muy susceptibles cuando se refieren a ellos,tienen que comprender que la homosexualidad aunque no se debe discriminar tampoco se debe aceptar como algo normal,ya la campaña para convencernos es tan grande que dentro de poco lo anormal será ser heterosexual, por suerte nuestra sociedad y la mayoría de las sociedades del mundo no lo aceptaran nunca por mucha campaña que se haga,por cierto ya Mariela Castro es insoportable con sus discursos a favor de todo lo que tenga que ver con homosexualidad , es cierto no se debe valorar las personas por su orientación sexual,los conozco muy buenas persona,pero de ahí a aceptar que es normal la homosexualidad hay mucha distancia .

    • el_yoyo dice:

      Cubano100%,

      La noticia es que ha habido un hecho de sangre, una persona ha matado a otra. Lo demás sobra. Imaginate que en una pelea en la tropical haya un muerto y los contendientes fueran ambos personas de raza negra. Seria correcto dar así la noticia: “un negro mató a otro en la Tropical”. Sin embargo eso levantaría un revuelo inmenso porque estas juzgando a las personas por su condicion y no por lo que han hecho (asesinato)
      No es que los homosexuales se hayan vuelto sensibles, es que están bajo presión todo el tiempo. Juzgados doblemente, por lo que hacen y por su condicion.

      En otra cosa te equivocas: la homosexualidad es aceptada como cosa normal en muchos países. Por ejemplo, el alcalde de Berlín es gay y se hizo famoso al pronunciar en su discurso de reelección: SOY GAY Y ESTOY BIEN ASÍ. El tipo ha sido reelegido barias veces, desde 2001. Es imbatible, porque su gestión es buena. Lo que haga don su culo es su problema.

      • Cubano 100% dice:

        La, Homosexualidad no es aceptada como algo normal en otros países,es solo aceptada por algún pequeño segmento de la población,algunos políticos se han sumado para sacar provecho.ellos siempre sacan ventaja de todo ,por supuesto que cada cual puede hacer con su C..o lo que le venga en gana ,pero no hay que decirle a los jovens que eso es normal,ahi está lo que la mayoría(por suerte)no aprobamos,por supuesto que el hecho de ser homosexual no debe invalidar a nadie para desempeñar ningún cargo ni actividad social,repito conozco algunos muy capaces y buenas personas y a la vez muy respetuosos,muchos de ellos tampoco aceptan ese tipo de campaña que esta de moda y como moda al fin debe pasar porque la mayoría no lo aceptamos,viva la heterosexualidad.

        • el_yoyo dice:

          Cubano100% te repito: En muchísimos paises las leyes aceptan la homosexualidad como algo personal . De manera que ya se garantiza el desarrollo pleno del ciudadano sin importar su preferencia sexual.
          En Alemania sí se acepta la homosexualidad como algo cotidiano. No solo en las leyes sino también en la población. Todo lo que es humano es normal y es aceptado. Y así hay otros países en Europa: holanda, los países nórdicos, Dinamarca, Bélgica… incluso la España actual ha dado pasos muy marcados hacia la aceptación plena de la homosexualidad.

          • el_yoyo dice:

            CUBANO 100%

            ¿Qué te hace pensar que los que piensan como tú, son mayoría? ¿Dónde está el estudio, encuesta para probar que la gente rechaza la homosexualidad y a los homosexuales? Tu discurso, es intolerante.
            Cuando la gente dice: “YO NO SOY RACISTA… PERO” ya la cagó. Detrás de ese PERO final se esconde la intolerancia, el racismo escondido en lo mas profundo del ser.
            Lo mismo pasa con la homosexualidad, con aquellos que “aceptan la libertad religiosa”, pero se sienten incómodos en su mismo avión viaja alguien con turbante.

            Man, eso no se pega. Vive y deja vivir.

        • kroketon dice:

          Yo no creo que nadie quiere ser homosexual. Si uno pudiera escoger y le gustan los hombres, entonces escogeria ser mujer en un cuerpo de mujer y viceversa. Yo creo que la homosexualidad no es normal como mismo no lo es el sindrome dawn o el autismo o cualquier otra enfermedad genetica sobre la cual no se puede tener control. Sin embargo las personas con sindrome down y los homosexuales continuan siendo seres humanos a los cuales se les debe respetar todo derecho a ser felices en esta vida.

  3. Isidro dice:

    iri:

    Con los tiempos que se viven en la Isla, la tan denostada crónica roja tendrá que volver por sus fueros en algún momento. Y lo cierto es que nunca debió irse. Que Cuba nunca ha sido Disneaylandia.

  4. El bobo de Abela dice:

    Prefiero que en este tema se mantenga como ahora y solo alerten a la poblacion cuando haga falta. La cronica roja que conozco en latinoamerica es un asco de como llenan los periodicos de muertes violentas para vender mas. Si exprimes un periodico seguro que gotea sangre.

    Son como los comerciales de TV. Para ver un programa de 1 hora tienes que dispararte hora y media de los mismos anuncios. Por eso no tengo television, prefiero pagar una buena conexion de internet

  5. Charin dice:

    Aleluya Irina! Diste en el clavo, el hecho aparentemente simple de que te refieras a ‘orientacion sexual’ en lugar del incorrecto ‘preferencia’ le da mas seriedad a tu articulo. Tienes toda la razon, el pueblo cubano es homofobico y el desgobierno ha contribuido de muchas maneras; en algo estoy en desacuerdo, las ‘campañas’ antihomofobicas son para consumo exterior, en realidad no son tales, una conga en la rampa una vez al año no es nada serio, sobre todo si se usa para pedir liberaciones de espias y vivas al proyecto fallido mal llamado ‘revolucion’.

  6. riolli dice:

    Se comentó en la calle que es fallecido tenía alguna relación con las grandes esferas del poder, parece que trabajaba para algún mayimbe de ahí el escandalo mediatico.meses atras mataron a un prestigioso director de teatro y no se dijo nada de su extraña muerte en los medios. Todo esto es muy sospechoso.

  7. Bartolo dice:

    Racismo, homofobia, machismo…

    Resabios que fluctúan se exacerban, decrecen, vuelven a exacerbarse.

    Quien se quema con leche , ve una vaca de lejos y llora. Puede ser que la nota de Granma no tenga una intención homofóbica, pero resulta que quienes son juzgados continuamente por una cuestión tan personal como lo es su orientación sexual, tienen todo el derecho de ponerse en guardia ante cualquier chispazo que aparente juicio de valor sobre su conducta.

    A nadie le interesa si Irina es lesbiana o no, esto lo digo por aquellos que sienten curiosidad y la esconden en la trillada formula: “…no se si eres lesbiana,pero…” . No importa lo que sea, ni desde donde plantea sus puntos de vista. Irina es ante todo un ser humano de vanguardia al tratar este asunto y la admiro por ello.

    Cuando las sociedades tienen que crear grupos determinados por algo, como, por ejemplo, la conducta y la orientación sexual, es porque existe discriminación hacia esos grupos. El día que dejemos de juzgar a las persona por lo que son naturalmente, organizaciones como el LGTBI, perdería su razón de ser.

    Lo mismo pasa con las organizaciones femeninas y feminista.

    La violencia de género debería ser tratada como corresponde, si mal no leí en lo escrito por Irina, un porciento grande de las victimas de la violencias son mujeres. ¿Hasta cuando? protegerlas es un deber social. Es necesario dejar de ver el femicidio como un crimen pasional, cuando deberíamos verlo como la forma más aberrante de homicidio, sin que haya atenuante “pasional” que lo resignifique.

    • Cubano 100% dice:

      Que suerte que ustedes ,los que hablan asi,son poquito,ahora tienen libertad para hablar muchas tonterías pero siguen siendo la minoría,la mayoría seguimos y seguiremos rechazando esa supuesta normalidad,repito,sin discriminación de ningún tipo,pero defendiendo lo realmente natural.estoy tranquilo somos mayoría.

      • Bartolo dice:

        La normalidad es una construcción social, y hay “normalidades” que se construyen en base a las exclusión de otros. Mi concepto de normalidad es mucho más amplo e inclusivo que la tuyo y te aseguro que más sano y humano. No tengo en cuenta la raza, el género, la orientación sexual, ni sus ideas religiosas para valorar al otro y tomarlo como un igual sin condiciones.

        En realidad cuando se habla de una supuesta mayoría que rechaza la supuesta normalidad de una minoría no estás dando a entender otra cosa que tu intolerancia escondida en un discurso hipócrita de “no discriminación”. Sí que discriminas en tanto los excluyes y los reduces a la categoría de minoría.

        Reconoce que discriminas, reconoce que no los aceptas. Sé coherente al menos

        Los miras desde afuera, sientes miedo a contaminarte o vergüenza de que te puedan confundir con uno de ellos, y si te pregunto “por qué” no creo que me puedas dar una respuesta mínimamente racional, sencillamente porque no existe una respuesta racional a eso miedos peligrosos.

  8. Romell Faría dice:

    Tremenda mierda este andar, y ya oigo a los panitas chovinistas, desinformados al bonche, decir que “para allá abajo”(centro y sudamérica) “la vaina está mala, mucha violencia”…

  9. La farándula dice:

    Irina, no tomo a bien tu censura sobre la nota informativa, motivo del asesinato de las tres personas. Murieron tres ciudadano(a)s, no una(o). Creo sea el impacto causado en la población el que obligara a la prensa a tomar carta en el asunto. A mi entender fue algo que sobresaturó los límites del “dime que te diré”. No quiere decir que ante situaciones similares se haya actuado igual. Lo casual es que coincidió con un crimen pasional entre dos personas de un mismo sexo.

  10. Isbel Díaz Torres dice:

    Creo que Irina ha presentado un enfoque correcto. La homofobia quizás no expresada frontalmente, pero sí latente y potencial en la nota, solo ha servido para exacerbar esos bajos sentimientos, y rebela el verdadero posicionamiento de quien la redactó.
    Sobre los comentarios homofóbicos y desinformados de Cubano 100%, solo darle mis condolencias, a él, y a ese grupo que dice él son mayoría.
    Solo precisar: heterosexual no es lo mismo que homófobo. Estoy seguro que poco a poco crecemos las personas homosexuales y heterosexuales con un pensamiento abierto y lúcido, humanista más que sexista, y atrás van quedando en sus oxidadas barricadas los heterosexuales y homosexuales de lógicas retrógradas, del siglo XVIII.

Escriba una respuesta