author photo

Dmitri Prieto-Samsonov: Me defino por mi origen indistintamente como cubano-ruso o ruso-cubano. Nací en Moscú, en 1972, de madre rusa y padre cubano; viví en la URSS hasta los 13 años, aunque ya conocía Cuba, pues veníamos casi todos los años de vacaciones. Habito en un quinto piso de un edificio multifamiliar, en Santa Cruz del Norte, cerca del mar. Estudié Bioquímica, Derecho (ambas en La Habana) y Antropología (en Londres). He escrito sobre biología molecular, filosofía y anarquismo, aunque me gusta más leer que escribir. Imparto clases en la Universidad Agraria de La Habana. Creo en Dios y en la posibilidad de una sociedad donde seamos libres. Junto con otra gente, en eso estamos: deshaciendo muros y rutinas.

Cuba es un país multicultural y multirracial

noviembre 28, 2013 | | |

Dmitri Prieto

Una obra de teatro.  Foto: Juan Suarez

Una obra de teatro. Foto: Juan Suarez

HAVANA TIMES — “Cuba es un país multicultural y multirracial”, dijo un reportero del noticiero televisivo de mediodía mientras se trasmitía la información sobre una actividad por el aniversario de la Unión Árabe de Cuba.

Menos mal que alguien se ha dado cuenta de que la consigna del “mestizaje” es anticuada y peligrosa.

Obviamente, no podemos pretender que de repente se oficialice la nueva perspectiva, pero las palabras del periodista las he sentido como un bálsamo en mis oídos.

Al menos, el discurso mediático ha dejado de ser monocorde…

Para mí, es extremadamente peligroso intentar reducir la identidad a un sistema de estereotipos sobre “deporte nacional” (la pelota, pero ¿por qué no el futbol?), “baile nacional” (el danzón, pero para muchos/as jóvenes es el reggaetón), la “idiosincrasia” (la alegría, pero ¿no tenemos los/as cubanos/as acaso el derecho a ponernos tristes?)…

Sin embargo, respecto a lo de “multicultural” tengo una personal y amistosa polémica con uno de los líderes de la Antropología socio-cultural cubana, quien dice que en Cuba existe una sola cultura.

Yo no creo que mis argumentos lleguen a afincar la posición contraria con solidez (de hecho, sospecho enormemente de la moda del “multiculturalismo”), pero el solo hecho de ser parte de una diáspora muy poco reconocida en Cuba me anima a pensar que hace falta un debate en libertad acerca de cómo lo diverso (en todas las dimensiones de lo que es ser humano) forma parte de la(s) cultura(s) de Cuba…

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

10 respuestas a “Cuba es un país multicultural y multirracial”

  1. tony dice:

    Dmitri, vaya usted a saber, a lo mejor lo leen en silencio. De ser así y estar dispuestos a aceptar que nadie tiene la verdad absoluta, no deja de ser un buen síntoma, aunque todavía muy tímido. Después de todo, no fue precisamente Lenin el que dijo ;- ” La unidad en la diversidad”. Seria irónico que una propuesta leninista, sea lo que nos guie para salir del hueco histórico en que estamos metido. Pasa constantemente, la Historia siempre nos sorprende. Al ojo curioso, casi siempre es Irónica.

  2. Gabriel dice:

    Veamos, los amish —y tal vez los mormones— forman claramente una cultura distinta del resto de los norteamericanos. Es una religión y una forma de vida. Sin embargo, los judíos, los católicos y los protestantes no creo que formen una cultura distinta porque su forma de vida y sus valores son básicamente iguales.

    En Cuba solo veo una cultura. No veo a ningún grupo de personas como los amish en Estados Unidos o los gitanos en España con una cultura claramente distinta de la mayoritaria.

    Por cierto, volvemos a los mismo de siempre: está muy bien eso de la diversidad racial y sexual, pero ¿para cuando se va a admitir la diversidad de pensamiento político?¿cuándo se va a despenalizar la discrepancia?

  3. Eduardo Fernández dice:

    Que bueno que ya lo están entendiendo. Esto es un logro de la sociedad civil y también muy tuyo que has estado incansable con este tema. Ahora habrán menos argumentos para dividirnos. Felicidades Dimitri!!!

  4. Isidro dice:

    Estiamdo Dimitri:

    Pero, ¿concuerdas o no en que somos un gran ajiaco? Y entiendo que cada día lo somos más. Concuerdo con Gabriel, en cuanto a la unicidad de una cultura: En Cuba, además de los blancos de ascendencia española, los negros de origen africano y los chinos (más todas las entremezclas entre esos tres grupos) he topado con descendientes de japoneses, judíos, árabes, franceses, gitanos, esteeuropeos y nuestros casi siempre ignorados aborígenes, allá en Manuel Tames, en las faldas de la Sierra Maestra. Y no hay uno solo de ellos en el cual no pueda identificar a un compatriota por su modo de conducirse. ¿Es eso a lo que te refieres?

  5. Carlos Martínez dice:

    Multi de esto y de lo otro e ideológicamente con pretensiones unidireccionales:el pueblo elabora su examen de conciencia para dejar de repetir la despótica insolencia castrista

  6. jorgealejandro1 dice:

    Don Fernando Ortiz lo definió muy claramente, y no creo que nadie posterior a él lo haya dicho mejor: la cultura cubana es resultado de un proceso de TRANSCULTURACIÓN, que definió en “Contrapunteo Cubano del Tabaco y el Azúcar”:

    “Hemos escogido el vocablo transculturación para expresar los variadísimos fenómenos que se originan en Cuba por las complejísimas transmutaciones de culturas que aquí se verifican, sin conocer las cuales es imposible entender la evolución del pueblo cubano, así en lo económico como en lo institucional, jurídico, ético, religioso, artístico, lingüístico, psicológico, sexual y en los demás aspectos de su vida. La verdadera historia de Cuba es la historia de sus intrincadísimas transculturaciones. Primero la transculturación del indio paleolítico al neolítico y la desaparición de éste por no acomodarse al impacto de la nueva cultura castellana. Después, la transculturación de una corriente incesante de inmigrantes blancos. Españoles, pero de distintas culturas y ya ellos mismos desgarrados, como entonces se decía, de las sociedades ibéricas peninsulares y transplantados a un Nuevo Mundo, que para ellos fue todo nuevo de naturaleza y de humanidad, donde tenían a su vez que reajustarse a un nuevo sincretismo de culturas. Al mismo tiempo, la transculturación de una continua chorrera humana de negros africanos, de razas y culturas diversas, procedentes de todas las comarcas costeñas de Africa, desde el Senegal, por Guinea, Congo y Angola, en el Atlántico, hasta las de Mozambique en la contracosta oriental de aquel continente. Todos ellos arrancados de sus núcleos sociales originarios y con sus culturas destrozadas, oprimidas bajo el peso de las culturas aquí imperantes, como las cañas de azúcar son molidas entre las mazas de los trapiches. Y todavía más culturas inmigratorias, en oleadas esporádicas o en manaderos continuos, siempre fluyentes e influyentes y de las más varias oriundeces: indios continentales, judíos, lusitanos, anglosajones, franceses, norteamericanos y hasta amarillos mongoloides de Macao, Cantón y otras regiones del que fue Imperio Celeste. Y cada inmigrante como un desarraigado de su tierra nativa en doble trance de desajuste y de reajuste, de desculturación o exculturación y de aculturación o inculturación, y al fin de síntesis, de transculturación.”

    De pretender que el reggaeton sea el baile nacional de Cuba, no pasa de ser una broma de mal gusto de algún analfabeto funcional.

  7. Vicente dice:

    Cuba es mestiza, de eso no hay dudas, somos un crisol aun lejos de cuajarse definitivamente. Crisol en la musica, las comidas, el vestirse, la religion predominante, pero nada contra lo de multirracial y diverso, no hay contradiccion alguna. Perdonen los acentos es problema de la maquina.

  8. Ernesto dice:

    Cuba es multicultural y multirracial no hay dudas y dentro de esa multiplicidad están los que se sienten mestizos y orgullosos de ello entré los que me incluyo, pero es obvio que el concepto de mestizaje y probablemente el del
    Ajiaco mal entendido se ha usado en los últimos años en Cuba para negarles la razón de ser a quienes no se sienten mestizos, para intentar desaparecer a los que se sienten sólo negros o solo judíos y también son cubanos y tienen sus rasgos de identidad cultural mejor definidos y quieren su espacio propio en una sociedad que sólo quiere reconocerlos si se reconocen sólo como el todo y no como una parte de este

    • Isidro dice:

      Ernesto:
      Me parece entender tu argumento, porque toda generalización tiende a pervertir y desfigurar. Pero no capto si te refieres al mestizaje sólo en el aspecto racial, o incluyes lo socio-cultural. Porque al margen de particularidades, según la ascendencia de cada cual, hay muchos rasgos comunes al cubano.

  9. luis dice:

    Desde el hombre mas blanco que hay en Cuba hasta el mas negro, tienen mas en comun entre si ,que con cualquier otro ser humano de otra parte del mundo. Una vez en los ochenta llevaba azucar en barco a Ghana y habia un amigo mio negro que nunca habia ido a un pais africano y estaba ansioso por ver sus raices. Cuando el barco atraco y vio a los Ghanese , me dijo medio en broma y medio serio- No me digas mas negro , yo no tengo nada que ver con esta gente. El hombre no se reconocia en aquellos , No importa el color que sea un cubano , usted siempre se va a reconocer en el . Seremos mestizos ; pero nuestras caracteristicas no se repiten en otro lugar y eso nos distingue.

Escriba una respuesta