author photo

Osmel Almaguer: Hace poco solía identificarme como poeta, promotor cultural y estudiante universitario. Ahora que mis nociones sobre la poesía se han modificado un poco, que cambié de labor y que he culminado mis estudios ¿soy otra persona? Es usual acudir al status social en nuestras presentaciones, en lugar de buscar en nosotros mismos las características que nos hacen únicos y especiales. Que le temo a los arácnidos, que nunca he podido aprender a bailar, que me ponen nervioso las cosas más simples y me excitan los momentos cumbres, que soy perfeccionista, flemático pero impulsivo, infantil y anticuado, son pistas para llegar a quien verdaderamente soy.

La nueva provincia de Mayabeque

noviembre 15, 2013 | | |

Osmel Almaguer

mayabequeHAVANA TIMES — Hace poco visité la recién estrenada provincia Mayabeque, que era la mitad este de la antigua provincia Habana.

Me invitaron a una actividad de escritores en la Casa del Joven Creador, enclavada en San José, municipio cabecera. Entre lecturas de poesía y presentaciones de libros, pudimos dar algún que otro paseo por el pueblo. Recuerdo que hace veinte años lo había visitado y mi impresión sigue siendo la misma.

San José, escapa a la definición de pueblo tan solo por su densidad poblacional, pero en cuanto a desarrollo urbanístico realmente no cumple con las necesidades de la provincia, y cito a uno de sus hijos, —escritor con el que compartimos—, tratando de esquivar la vergüenza de dichas palabras.

La vida parece transcurrir tranquilamente. Los lugareños no parecen escandalosos, ni “especuladores”, como en La Habana, pero la infraestructura y cierto grado sombrío en su gente no brindan esa impresión de progreso que sentí, por ejemplo, en mi viaje a Ciego de Ávila.

San José me recuerda al capitalino municipio de Guanabacoa, antiguo pero sencillo, con grandes extensiones rurales y un centro urbano no demasiado sofisticado.

Recordemos que la antigua provincia Habana (cuando la capital era Ciudad de la Habana) funcionaba como una especie de huerto capitalino, y ahora sus habitantes, habiendo adquirido su independencia, han heredado la cruz de tal fatalismo geográfico.

Veo a San José con la necesidad de calles más anchas, mayor comercio y densidad poblacional, y pude sentir que ciertas instituciones no cuentan con los recursos para su buen funcionamiento.

Un día es demasiado poco para llevarse una idea más o menos aproximada sobre la realidad de un lugar. Apenas comparto mis impresiones, y agradezco la amabilidad con que fui tratado por mis anfitriones de la Asociación Hermanos Saiz en dicha provincia.

Realmente no me sentí mal, solo contrariado porque Mayabeque tal vez esté siendo ese hermano no-preferido que ve como su hermana Artemisa goza los favores de la madre patria. Ojala me equivoque. Ojalá para Mayabeque estén reservando algo más que un nombre aborigen, aunque por ahora solo quede soñar y esperar.

 

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

2 respuestas a “La nueva provincia de Mayabeque”

  1. jesus dice:

    Interesante. Los artemiseños creen que a Mayabeque le va mejor que a ellos. El reto es dificil para ambas, pero al menos los de Artemisa (la capital provincial) creo que se lo han tomado más en serio. San josé a mi entender tiene el handicap de la cercanía a La Habana de la que son practiacamente una ciuad satélite, todavía no tienen plena conciencia de la capitalidad de la nueva provincia. Por otra parte Mayabeque es en cierto modo bicéfala (San José y Guines, que es una ciudad de mayor tradición cultural que San José).

  2. Zacerio dice:

    Desde 1976, en que se crean las 14 provincias, no fueron pocas las rivalidades territoriales causadas, no se si alguien conozca que Güines se considere discriminada, el caso mas relevante que todavia persiste despues de 37 años es el de Bayamo y Manzanillo, tambien un espirituano me hablaba de la formacion de su provincia con municipios como Jatibonico con lazos historicos con Camagüey, Trinidad con Cienfuegos, Fomento con Santa Clara, Yaguajay con Caibarien y Santa Clara, ademas de que internamente en dos poblaciones iguales como Zaza del Medio y Taguasco, la designacion de esta ultima creo una rivalidad que llega a nuestros dias.Lo que si parece cierto es que la comisiones que han hecho las propuestas, han trabajado sin transparencia y sin conocerse los criterios por los cuales se guiaban.

Escriba una respuesta