author photo

Maria Matienzo Puerto: Una vez soñé que era una mariposa venida de África y descubrí que estaba viva desde hacía treinta años. A partir de entonces construí mi vida mientras dormía: nací en una ciudad mágica como La Habana, me dediqué al periodismo, escribí y edité libros para niños, me reuní en torno al arte con gente maravillosa, me enamoré de una mujer. Claro, hay puntos que coinciden con la realidad de la vigilia y es que prefiero el silencio de una lectura y la algarabía de una buena película.

Año 33 en el infierno

diciembre 11, 2012 | | |

María Matienzo Puerto

HAVANA TIMES — Cuando yo sea una anciana podré contarle a mis nietos que visité el infierno. Y créanme Danthe Alighiere se quedó corto en La Divina Comedia.

Cada uno cuenta con su compartimiento. Mi historia no es una tabla rasa. Seguro que habrá otras personas que me dirán que su infierno es más grande, más tormentoso.

Y les creo porque el sufrimiento es una experiencia individual, aun cuando a veces hayan detalles comunes a un pueblo o a un grupo de personas determinada.

Pero mi infiernillo (llamémosle así) cuenta de varios círculos de desengaños y traiciones.

Todo comenzó cuando un hombre se me acercó queriendo tener sexo y de paso sacarme información sobre mi grupo de amigos. Todo fue muy burdo. Intentó enamorarme con una verborrea seudointelectual.

Nunca entendí el juego porque ese hombre tiene el mismo nivel de acceso que yo a determinados grupos de intelectuales. La semana que duró el acercamiento me sirvió para sacar una sola conclusión: el tipo es policía.

Después decidí compartir el alquiler con un supuesto amigo. Imaginen, si la crisis económica está golpeando al mundo, cómo estaremos los cubanos.

Entonces, mi amigo quería ser el centro del mundo. Resultó ser una mala persona. Por hacer, hasta me rompió la computadora. Nada. Gente que busca presas, no amistades.

Son solo dos experiencias. A las que podría sumarle el laberinto de hospitales y conocidos que hay que recorrer cuando uno se enferma y tiene que examinarse; o que te hagan campaña solo porque eres una persona, digamos, diferente; o que no puedas decir lo que piensas porque “te marcas”, como dice mi mamá; o que no te paguen tu trabajo en tiempo y que ni a los responsables les interese darte una respuesta; o que tus vecinos vivan pendientes al más mínimo detalle de tu vida porque es raro que una mujer viva sola.

Y falta más. Falta decir que me pararon frente a un grupo de personas para humillarme, para, supongo, bajarme los sumos, para que sintiera vergüenza de no sé qué.

Quizás por saber gramática española, porque leo mucho, porque soy lesbiana o negra o la gente me ve liberada, o porque me publican en varios lugares. Nunca me dieron una razón concreta.

El compartimiento del infierno que me ha tocado vivir a mí, está lleno de gente enferma que no respeta, pero sobre todo que le desea mal al prójimo. Llevo 33 años recorriéndolo.

Ahora lo único que deseo es quedarme escondida en algún rincón para ganar fuerzas y ver si un día tengo, al menos, nietos a los que contarles.

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

6 respuestas a “Año 33 en el infierno”

  1. luismi dice:

    “cuando vosotros aspirais a elevarse , mirais hacia arriba, yo miro hacia abajo porque estoy alto” nietzsche. asi tienes q pensar tu.

    nada de quedarte escondida ; asciende al purgatorio, paga tus pecados -si tienes- , y ve para el cielo, alli quedate extaciada con la presencia de la trinidad. quiza en vez de virgilio, sea yo quien te acompane.

    antes recuerda, lasciate ogni speranza, oh voi che entrate. de ti depende que sea tu vida una comedia o una tragedia.

  2. Frank dice:

    nada, que el infierno esta lleno de chivatos

  3. 100 % Gusan@ dice:

    33 años es demasiado tiempo, apúrate en irte. Lo normal, es que nadie se anda metiendo en la vida ajena.

  4. Traduccion de google.translate:

    Dicen que “la mejor defensa es un buen ataque”, Maria.

    Me parece que las lesbianas y los gays pueden hacer mejor si se fueron a la ofensiva. En lugar de “fuego de dibujo” mediante el etiquetado de sí mismos, o dejarse etiquetados como lesbianas y gays, cada uno puede proclamar en voz alta y consistente, “Yo soy bi-sexual, y para que usted y todos los demás.”

    La mujer que persigue o trata de humillar a otra mujer por ser lesbiana no se debe permitir que “darle” sin sufrir una adecuada “devolver”. Ella puede ser que se les diga algo como: “Estás celosa porque puedo estar con una mujer, y no se puede! “O, al menos, la réplica de edad:” No lo golpee, si no lo has intentado! ”

    Todos somos iguales, independientemente del color de la piel o la orientación sexual principal. Tal vez si los que tratan de humillar a los demás por ser lesbiana o gay mejor manera de poner en su lugar al saber que su homofobia agresiva les revelan como lesbiana o gay probable “querer-a-bes”.

    Buena suerte, María, en liberar a sí mismo de pequeño infierno.

  5. elpidio dice:

    Tratar de conocer a las personas por lo que escriben, es una forma de buscar similitudes con nuestra vida sin necesidad de hacer comparaciones, que por lo general nos llevan a conclusiones o aproximaciones equivocadas. Cada ser humano es un mundo y sus vivencias no tienen comparacion con las de otros en igual latitud y longitud del mundo.

    Lo mas interesante de lo que se escribe, es que refleja como vive esa persona o como ha vivido en los 33 anos de su vida, y aunque cada persona es un mundo, se debe entrar en el analisis del contexto en que se ha desarrollado esa vida, pues nos da una idea aproximada de si se ha vivido equivocadamente o no, o al menos si no ha sabido apreciar los valores humanos, civicos, eticos, morales y sobre todo de convivencia con sus semejantes y con el medio ambiente.

    Las aspiraciones y deseos equivocados en la vida de cualquier ser humano, lo pueden llevar a vivir no en un infierno, que no existe, pues el infierno y el diablo son un invento de la vieja, desprestigiada y anquilosada Iglesia Catolica, Apostolica y Romana, (pero si en un estado psquico equivocado y sobre todo fuera de la realidad en que se vive) quien en su constante intento por subsistir y ganar mas dinero que adeptos, crea todos los mitos y mentiras que sean necesarios para mantener y aumentar sus creyentes en cualquier lugar del mundo, y Cuba no esta fuera de ese circulo de miedos y mentiras.

    Digamos uno mas, que Dios castiga a los pecadores, esto es una de las mas grandes mentiras que se ha imaginado por los senores de la Iglesia Catolica, pues el Padre Azul y su Hijo el Hombre de Galilea, dejaron expresado claro y contundente, que el Padre Azul, AB BA, no castiga, no lleva cuentas, es un Dios que proclama el amor, la paz y la solidaridad entre los hombres de este mundo.

    Si esta persona, una mujer que merece todo nuestro respeto y consideracion, ha vivido la vida que ella publica en este sitio, y que la ha vivido en Cuba, pienso, si ella me lo permite, que debe de revisarse profundamente pues ha vivido una vida equivocada desde el principio. No la estoy juzgando, le estoy senalando lo que yo considero un error en su vida, pues ella no ha dado amor sin condiciones a sus semejantes, de haberlo dado, siempre habra otras personas que hacen lo mismo y la tratarian con el mismo respeto y el mismo amor, ella no ha dado solidaridad, de haberlo hecho ella la hubiese recibido, no solo del Estado Cubano, que se ocupa de todos los desamparados de ese pais, sino de otros seres semejantes a ella, no ha entregado paz a sus semejantes, pues de haberlo hecho, estoy seguro que hubiese sido pagada con el mismo tratamiento.

    No se debe andar por el mundo, publicando criticas a otros, por la vida que se ha vivido, pues esa vida ha sido el resultado de pasos dados en el sentido contrario a lo deseado o a lo que se buscaba, todos tienen el derecho de hacer criticas de todo y de todos, pero antes debe hacerse una autocritica sana y justa, lo que le hubiese permitido llegar al punto de partida para un nuevo inicio y no a un punto de partida de sentirse pobre, infeliz y atacada por todos como ella refleja, y que llega al punto de querer trasladarle esos sentimientos negativos a sus familiares mas cercanos, como dice ella a sus nietos, este es el punto de inflexion denominado frustracion

    La humildad, el auto-respeto, la confianza en si mismo, el amor hacia ella misma y hacia otros, la solidaridad para ella y para otros y la paz interior y para con otros, son los pasos para una nueva vida.

    Esta persona no ha vivido un solo dia en el capitalismo, de haberse criado en el capitalismo, hoy estuviese recluida en un sanatorio para enfermos mentales o seria una persona errando sola y sin recursos de tipo alguno y sin esperanza de lograr salir de esa situacion tan propia de los paises capitalista en el mundo entero, es decir un pobre de solemnidad que viviria de las migajas que le tiran los gobiernos de esos paises, de vez en cuando, a los desheredados de la vida.

    Le sugiero que no se declare perdedora en un pais socialista, no se declare perdedora en un pais que vela por sus ciudadanos, no se declare perdedora en un pais que lucha a brazo partido por el bienestar de todos sus ciudadanos, no se declare perdedora en un pais donde la condicion humana es la primera prioridad del pais, no se declare perdedora en un pais donde los derechos de cada ciudadano son respetados y elevados a categoria nunca antes vista en el pais, no se declare perdedora en un pais,donde los ninos son tratado y considerados como la valiosa de las riquezas que el pais posee, no se declare perdedora en un pais donde sus ancianos son tratados como uno de los mas valiosos tesoros que se posee, en fin no se declare perdedora en una pais donde se lucha contra el Imperio mas feroz, criminal, genocida y detestable que la humanidad haya conocido, el Gobierno de los Estados Unidos de America.

    Le deseo suerte, paz, amor y solidaridad

  6. Maria Gonzalez dice:

    Ay, “Elpidio”, eres patetico!! Donde esta el capitalismo ese que recluye homosexuales en sanatorios para enfermos mentales? Donde vives amor? Tengo amigos homosexuales cubanos que trabajan para el gobierno federal o en compañias de elite (sabes cuales son las “fortune 500″, esas…) los mismos que llegaron a este “infierno” sin un centavo.

    Si se que a los enfermos de SIDA los tuvieron durante años recluidos en un sanatorio en Santiago de las Vegas, apartados de todo y de todos mientras el desgobierno ignoraba sus derechos humanos y hasta negaba que el sanatorio existia.

    En mi ultima visita a Cuba tuve que dar mucha limosna a esos ancianos que son tratados como “tesoros” y muchas historias escuche de ellos, no precisamente exaltando el sistema.

    Si adoctrinar a los niños en la hipocresia galopante de la isla usted lo considera tratarlos como riqueza, algo anda mal en su cabecita; no le convendria una estancia en el ‘sanatorio’ de Rancho Boyeros, donde los ancianos dementes mueren de frio?

Escriba una respuesta