Un Indignado de New York en La Habana (II)

julio 10, 2012 | | |

HAVANA TIMES — Continuamos con la segunda parte de nuestra entrevista con Easton, un nativo de Salt Lake City, Utah, que vive en Nueva York estudiando en la universidad Sarah Lawrence y participa activamente en el movimiento “Occupy”. Easton vivió cuatro meses del año pasado en Cuba y cuenta sobre su regreso a Estados Unidos.

EL REGRESO

Haré todo lo que pueda por Ocupa…. Para mí es importante que mantengamos la unidad. No con el Partido Democrático. Con la izquierda sí. Con los Anarquistas y Comunistas sí.

La crisis no va a desaparecer. Sé que tendremos un Movimiento más grande y más fuerte o uno nuevo o una nueva etapa.

Por otro lado, ha sido difícil ajustarme a la cultura de aquí, tan rápida y capitalista, pero estoy feliz con este estimulante y fuerte Movimiento.

Pasamos año nuevo tratando de “liberar” Zuccotti Park, por lo menos unas horas. Fue un éxito. Una manera linda de empezar el 2012, le cantamos: “ah, anti-, anti-capitalista!”.

Tuvimos también una acción muy fuerte contra el “NDAA” una ley que autoriza al ejército a detener a cualquier persona y mantenerla sin juzgar indefinidamente.

El movimiento es diferente a lo que pensé. Hay más unidad y poder, más organizado. No estoy seguro qué va a pasar, pero se va a continuar luchando muy fuerte. Esta primavera y verano van a ser muy importantes.

COMIENZOS DEL ACTIVISMO

Hace 3 años, los trabajadores de la Cafetería de la Universidad querían organizar un Sindicato. Había mucha represalia contra esta campaña, porque en los Estados Unidos hay leyes que funcionan contra organizar un Sindicato y es difícil tener elecciones justas. Entonces, algunos estudiantes nos organizamos para apoyarlos.

La Administración de mi Universidad tiene una retórica abierta, más o menos de la izquierda     -alternativa-, pero cuando es cuestión de dinero y tiene que pagar más a los trabajadores, es completamente diferente.

Fue una lucha bien grande y…ganamos, por suerte. Esto me enseñó a ver cómo funcionan las relaciones de poder.

Después comencé con amigos de lucha a explorar Nueva York y a aprender sobre la izquierda. No sabíamos mucho sobre Política o Movimientos.

Existen muchas organizaciones. Muchos se identifican como Anarquista o Comunista.

Encontré muchas ideas y que en la izquierda hay muchas divisiones y conflictos. Casi nunca trabajaban juntos y a mí no me gustaba esto, porque la izquierda es bien pequeña. Vas a una reunión y cada persona está peleando. No es atractivo.

Pero nosotros todavía estábamos juntos, empezamos a organizarnos con organizaciones diferentes, y continuábamos en el Campus tratando de hacer más democráticas las relaciones entre sindicato y trabajadores.

Yo organicé una Campaña -hace más o menos dos años- “Campaña Trabajo para Todos”, porque hay una crisis muy grande de desempleo. El gobierno dice que es 15%, pero no cuenta a los que hace dos años no tienen trabajo y no buscan cada día.

Son números falsos. Es casi el 25 %. Conozco a mi hermano y muchos amigos que se trasladan hace años y no encuentran. Si pueden encontrar es de bajo nivel. Pagan muy poco.

Todos estamos endeudados en miles de dólares. Esencialmente los estudiantes, porque la Universidad cuesta mucho. Hay una generación completa que no tienen trabajos y están endeudados.

Y entonces, esta Campaña, trató de organizar a la gente del pueblo para demandar que el gobierno creara empleos -como en los 30´ la Works Progress Administration que dió trabajos a casi todos los desempleados y fue una manera de subir la economía.

Y hay mucho que podemos hacer con estos trabajos: como manufacturar Energía Verde, Energía Solar. Que es natural y no se acaba. Pero esta campaña no ganó y los participantes se fueron a organizar en otros proyectos.

BRANDWORKERS   

Trabajo y organizo con Brandworkers, desde hace dos años. Es como un Sindicato y un Centro de Trabajadores. Damos servicios legales y sociales a trabajadores, y también organizarlos en sindicatos.

Me gusta su filosofía. Trabajamos con mucha democracia. Preguntamos a los trabajadores “qué quieres hacer con esta situación?”. Casi todos los Brandworkers son inmigrantes de América Latina: México, Paraguay, Perú, Bolivia…

El Grupo es multirracial, diferentes edades y lenguas. En cada reunión hay traducción para todos. A veces nos reunimos 50 personas, a veces 5. Es difícil.

Hay voluntarios, activistas: estudiantes graduados y no. Algunos directivos de la Organización trabajan a full time y la organización les paga.

Casi ningún inmigrante habla inglés y están explotados terriblemente. A veces ganan como 5 dólares por hora, el salario mínimo es 7.25. En Nueva York no se puede vivir con este salario.

Casi todos tienen familias. A veces trabajan 80 ó 90 horas cada semana, en malas condiciones, sin protección. Los dueños de estas fábricas violan las leyes. Estos salarios son ilegales.

Tratamos de solidarizar activistas blancos de situaciones más privilegiadas y trabajadores latinos inmigrantes. No existe mucha. Hay división entre las diferentes personas que trabajan para un Mundo Mejor.

Diariamente vamos por la calle hablando con los trabajadores, tratando de sindicalizarlos. También hacemos acciones cuando hay un problema.

Por ejemplo: El verano pasado un trabajador llevó a su Jefe a la Corte con abogados de nuestra organización. En este sector -en Nueva York- las leyes no son fuertes. Los dueños las violan y la Policía, la Administración, las Cortes, no hacen nada. Se disculpan muy fácilmente, con una multa y nada más. Y no tienen miedo de intimidar al trabajador.

Este dueño intimidaba al trabajador para parar la demanda, llamando a su familia, a su casa, hablando sobre leyes de Inmigración.

Una represión muy fuerte y peligrosa, porque estos trabajadores pueden perder: su familia, toda su vida -en nuestro país- por problemas con Inmigración.

Organizamos una delegación de trabajadores y voluntarios, porque si las Cortes no hacen nada, nosotros sí.

Fuímos a la Fábrica. Entramos sin autorización y…“estamos aquí”, “amigos de estas personas”, “por qué hacen esto?”. Y dijimos que teníamos tácticas para contrarrestarlo. Fue interesante.

Esto dice de la necesidad de organizarnos juntos, razas y todo. Él nos preguntó: “Cómo es parte de tu organización este trabajador, él no habla inglés”.

Él no podía imaginar que existiera solidaridad entre voluntarios blancos que hablan inglés y trabajadores inmigrantes que solo hablan español. Le sorprendió. Después cambió todo, y él paró de molestarlo. La demanda del trabajador todavía sigue.

Estos trabajadores usualmente están solos. Siempre hay miedo de las leyes. Y entonces, es fácil explotarlos. Pero mucho es posible si hay personas solidarias.

Trabajan en los trabajos más duros y difíciles, con salarios muy bajos y es muy triste, porque el Sistema no funcionaría sin ellos. Nadie ve esta clase de trabajadores, son más o menos subterráneos y no hay noticias sobre estas condiciones. Estamos tratando de cambiar esta situación.

CUBA

He estudiado mucho sobre Economía Cubana y su Revolución -la Revolución en Rusia, en China, en todo el Mundo-. Tengo curiosidad de cómo funciona ese Sistema. Ver por mí mismo cómo el gobierno y la gente maneja vivir, y gestionan los cambios. Pero tuve poco tiempo.

Como revolucionario y activista trato de entender más sobre las posibilidades de sociedades diferentes para entender más sobre mi misma vida, los privilegios, la cultura y las ideas que tengo.

Quería compartir ideas, cultura y experiencias con personas en Cuba, porque creo que  -especialmente en EEUU- tenemos que tratar de ser más internacionalistas y entender más cómo nuestras luchas están unidas para crear un Mundo Nuevo.

Estoy seguro de que aprendí mucho sobre mi vida y Cuba, pero fue más difícil entender las lecciones que quería entender de lo que yo pensaba.

Estudiaba Economía, Español y Artes Plásticas en el ISA [Instituto Superior del Arte]…sin “especialización”.

Algunos problemas con mis esfuerzos de aprender en Cuba eran estructurales: las reglas y funcionamiento del Programa de Sarah Lawrence -como una casa “privada” donde vivían solo los Norteamericanos y nuestros viajes que eran muy “turísticos”- y las dificultades de ser de EEUU en Cuba con el Embargo y todo.

Algunos problemas eran más personales, mi bajo nivel de español y mi tendencia de ser introvertido cuando no estoy muy cómodo.

Ahora creo ser más internacionalista, tengo pensamientos más agudos sobre Revolución y Socialismo, puedo relacionarme con gentes diferentes más fácilmente, por el conocimiento de la lengua y las experiencias cotidianas allí.

Esas lecciones llegarán a profundizar con el tiempo.

Me encantó el tiempo que pasé con Proyectos Comunitarios y Culturales. Me inspira el espíritu de gente que organiza en sus Comunidades para mejorar la vida de sus vecinos y el país. Me sentí huésped en estos lugares.

Foto: Allison Herbert

Creo que estos proyectos son los que continúan desarrollando la Cultura, las Comunidades y aún la Revolución en Cuba. Aprendí mucho de estos proyectos, lo que voy a aplicar a mi vida y a mis luchas.

La experiencia me ha cambiado. Todas las acciones que haga en mi vida van a ser reflexiones de mi experiencia en Cuba. Pero también, en una manera más organizada quiero tener conversaciones sobre ella, para enseñar y procesar.

SARAH LAWRENCE COLLEGE

No tiene “especialidades” en un sentido tradicional. Tomamos cualquier clase, de cualquier nivel, en cualquier año. He elegido como enfoque “Economía” -la mayoría de clases que he tomado. Sin embargo, prefiero nombrarlo más como, “Estudios para ser un Organizador/Activista más efectivo”. No quiero ser un Economista grande o algo.

Estudio principalmente para entender el mundo, cambiarlo y entender cómo funciona el Sistema Capitalista en que vivo. Cómo ello oprime, mata, explota y destruye personas y el Medio Ambiente.

Sin eso, no puedo luchar efectivamente.

En este sentido -y en otros- yo soy un estudiante de Paulo Freire. Me inspira la teoría de “PRAXIS” o la idea de que existe una dialéctica muy importante entre pensamiento y acción. Espero utilizar mi educación privilegiada para cambiar mi vida y acciones, y el mundo en que vivo.
——
Lo último que supe de él: “Acabo de salir de la cárcel. Estuve detenido por una acción directa. Pero todo está bien ahora. Estoy seguro y sin acusaciones. La lucha aquí continua con muchísima fuerza- la primavera va a traer mucha acción y, con suerte, mucho cambio.  Un abrazo grande con mucha solidaridad. Mantengan contacto!!!  Solidaridad, Easton.”

Espero que sus experiencias le den las herramientas para hacer su aporte a este Mundo tan en Crisis. Por el momento desde aquí le digo: ARRIBA socio DALES DURO. ÁNIMO POR EL 99%.

 

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

Escriba una respuesta