author photo

Isbel Díaz Torres: Pinar del Río y La Habana son mis ciudades. En una nací, el 1º de marzo de 1976, y en la otra he vivido desde siempre. Soy biólogo y poeta, aunque eventualmente he sido músico, traductor, profesor, informático, diseñador, fotógrafo, o editor. Soy un gran inconforme y defensor de las diferencias, quizás por haber sido desde siempre un “niño modelo” muy reprimido. Nada me subyuga más que lo desconocido, la naturaleza y el arte me funcionan como fuentes de misterio y desarrollo. Un sorprendente activismo ha nacido en mí en los últimos tiempos. Aunque no estoy muy seguro de cómo utilizarlo, siento que es una energía noble y legítima. Ojalá tenga discernimiento para manejarla.

Proyecto Arcoíris reúne a cuban@s LGBTI

agosto 1, 2011 | | |

Isbel Díaz Torres

Yasmin durante el V Foro Social Observatorio Crítico, en Cocosolo. (Foto de Isbel Díaz Torres)

Una nueva iniciativa de lucha civil por los derechos de las personas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI) ha surgido en Cuba.  Y yo, por supuesto, me he sumado.

¡Al fin nos decidimos a luchar coordinadamente! Quienes en Cuba comprendemos que “niño que no llora, no mama.” hemos acudido prestos a la convocatoria de la amiga Yasmin S.  Portales.

Conozco a Yasmin hace algún tiempo, al igual que a su esposo y su hijo.  Es una bella familia, cuyos signos principales, a mi juicio, son la honestidad, la inteligencia y la valentía.

Eso hubiera sido suficiente para comprender la seriedad del llamado de Yasmin, pero para colmos, la pareja adulta es integrante del colectivo Bloggers Cuba, y ambos son activistas de la Red Protagónica Observatorio Crítico.  Para como andan las cosas por acá, hay que tener las sayas y los pantalones bien puestos para asumir tales activismos.

El llamado de Yasmin, siempre cargado de ironía, pueden leerlo en su blog personal.  Meses atrás habíamos conversado sobre la necesidad de organizarnos, pero esta vez me tomó por sorpresa.  En realidad eso no es raro, pues Yasmin ostenta una increíble combinación de responsabilidad y precaución, con arrojo y energía.

La noticia, en realidad, es que ya tuvimos nuestro primer encuentro cara a cara.

Ciertamente, solo pudo asistir el 50 por ciento de los integrantes.  Las dificultades para la conexión a correo o Internet, y los días feriados de julio, afectaron la asistencia de buena parte de quienes habían respondido positivamente al llamado.

No obstante, eso no nos detuvo.  Comenzamos el debate del documento fundacional y propusimos un reducido número de acciones para lo que queda de año.  Todo esto se enriquecerá con los aportes del resto del equipo, para pronto sacar a la luz una especie de plataforma de trabajo.

“Ahora sabemos quiénes somos, y que tenemos un interés común.” escribió Yasmin en un correo.  Aunque parezca poco, en verdad es bastante para comenzar.  En una sociedad donde la apatía es preponderante, lograr reconocernos un grupo de gente con deseos de trabajar es un gran paso.

El debate sostenido este primer encuentro fue muy importante.  Nos permitió, a quienes no nos conocíamos personalmente, descubrir al ser humano que hay detrás de un simple nombre.  También pudimos sopesar el alcance y limitaciones de esta nueva propuesta, que viene a enriquecer el panorama cubano.

Es imposible desconocer la existencia de otras iniciativas tanto de instituciones estatales como de la sociedad civil.  Todos esos empeños tienen sus características propias, y están insertos en una rica y compleja gama de intereses no siempre accesibles al público general.

Algunos integrantes del Proyecto Arcoíris (Foto de Rogelio M Díaz Moreno) url de Yasmin

Las características exclusivas del Proyecto Arcoíris se expondrán en el documento que finalmente recoja el consenso de los participantes.  Deberá, por necesidad, diferenciarse de las iniciativas ya existentes.

Sandra Álvarez, en su blog, dejó claro lo que parece ser una de las principales metas del colectivo.  Decía la bloguera: “vislumbro al Proyecto Arcoiris como el ejercicio ciudadano que nos permitirá, a lo sumo, apresurar la ratificación del nuevo Código de Familia, cuya aprobación, por la Asamblea Nacional, se ha retardado por más de 16 años.”

Me pareció captar entre los que asistimos, el deseo de dialogar sin asimetrías con todas las partes.  Sería funesto que nos posicionáramos en un estrato superior para acceder al público LGBTI cubano para conocer sus intereses.  Tampoco parece factible colocarnos por debajo en nuestras demandas a las instituciones estatales con quienes necesariamente interactuaremos.

Yo, al igual que Yasmin, “tengo derechos políticos, tengo deberes cívicos, tengo un problema con la legalidad de este país.” Simetría en el diálogo, repito, será algo que quizás pueda recabar esta iniciativa.  La conciencia de ciudadanía plena que buscamos, deberá ponerse en función de transformar nuestra realidad.

 

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

13 respuestas a “Proyecto Arcoíris reúne a cuban@s LGBTI”

  1. lagiraldilla dice:

    Felicidades

  2. julio dice:

    otro paso mas, por ahi va la cosa. en hora buena!

  3. Isbel Díaz Tores dice:

    gracias a los dos

  4. Cuando estudiaba en el Pedagogico…tenia un amigo hoy vive creo en Canada,en Toronto,el estudiaba Ingles,Yo Historia,era “bien parecido”…trigueño,alto,y las novias se le “llovian”…pero las novias ,no le “duraban” una semana…a veces venian y se “quejaban” conmigo! …..me preguntaba en aquel entonces ,El porque?? tendriamos 17 años …en ese tiempo,estaba Yo con la mama de mi hija…tambien estudiaba …Español y Literatura…pero El era de Campechuela(municipio de Granma)…ya despues el se graduo,prrimero que yo,viajo a La Habana a trabajar en el turismo….porque en Educacion lo “botaron”
    Es Homosexual…..pero en si no lo sabia??…pero es amigo aunque no lo veo!! sigue siendo un amigo!
    Aunque hace años que ni lo veo ..ni se de El….pero cuando viaje a Cuba…ya nadie vivia!

  5. Bueno, tú sabes que yo me apunto en todos lo que sea jajaja, aunque ya casi no me queda tiempo para nada. Bueno, te enlazo con mis recientes averiguaciones sobre proyecto de Código de Familia: http://paquitoeldecuba.wordpress.com/2011/08/02/mis-correrias-tras-la-ministra-de-justicia-o-mas-sobre-demora-del-codigo-de-familia/

  6. jorgito dice:

    Suerte !!!!

  7. luismi el digital dice:

    Oye, yo tengo entendido que en la T de las siglas L.G.B.T. entran: Transexuales, Intersexuales y Travestis. Esa T significa: Transgéneros. No entiendo entonces por que la I. Sería redundancia. También hay que aclarar que no todos los Intersexuales tiene porqué ser necesariamente L.G.B.T.

  8. Isbel Díaz Torres dice:

    otrodiferente: sí, esas son las historias tristes de este asunto. me alegra que acá cada vez sean menos.
    paquito: ya pasé por ahí, y le dejé un comentario a mermelada… jajajaja
    jorgito: gracias
    luismi: No soy especialista (ni siquiera me gusta) esta historia de las siglas, pues siempre alguien queda fuera. Pero a veces sirven para ahorrar espacio y largas explicaciones. La intersexualidad es la condición por la cual una persona presenta discrepancia entre sus genitales y/o gónadas externos e internos, poseyendo por tanto características físicas propias de hombres y mujeres, en grados variables (esta explicación es super-reduccionista, ok?). Existe toda una lucha de este grupo por ser reconocido y esa I en las siglas LGBTI, solo pretende aportar a la visibilidad, y es una convención del movimiento internacional, aunque en determinadas partes no se acepta aún. Está claro que no se trata necesariamente de personas Transexuales, quienes nacen con un sexo neurológico y una identidad de género innata opuesta a la que ‘indican’ sus genes y sus genitales.
    En fin, que las posibilidades son muchas. Ya hay quienes luchan por incluir la Q de Queer (que es otro fenómeno, menos relacionado con lo biológico, y más con proyecciones sociales y políticas de los individuos). De tal modo quedaría LGBTIQ… y si seguimos así, pronto pasaremos al alfabeto griego… lo cual sería genial, pues los griegos son muy hermosos.. jajajaja

  9. luismi el digital dice:

    jajajajajaajaja, sí ya decía yo, si se siguen poniendo letras al final se perderá la finalidad de las siglas. en fin.

  10. Suerte! y sobre todo, coraje!

    y por cierto una pregunta,

    que es exactamente un “intersexual”?

Escriba una respuesta