Venezuela vota por la paz sacrificando la democracia

octubre 18, 2017 | Imprimir Imprimir

Por Osmel Ramírez Álvarez

Chavistas. Foto/archivo: Caridad

HAVANA TIMES – Para la mayoría de los venezolanos es un hecho que en su país hay dos grandes problemas: quiebre democrático y quiebra económica. Ambos ingredientes juntos hacen el cóctel perfecto para la corrupción, el despotismo y el incremento de la violencia. Y eso tiene a la nación en el caos y al borde del despotismo manifiesto.

No es un fenómeno nuevo, pero hay que reconocer que se ha exacerbado con el chavismo, justamente un proyecto político-ideológico que prometía resolver los problemas nacionales y terminó agravándolos.

Desde mi rincón, filtrando noticias manipuladas y accediendo trabajosamente a los elementos de juicio, me atrevo a decir que era previsible el resultado electoral del pasado domingo. El pueblo venezolano bajó los brazos y se está dejando arrastrar por la inercia despótica, en aras de la paz.

Detrás de esos procesos adsorbentes de soberanía están los especialistas en sicología de masas, al igual que lo están detrás de los más acaudalados políticos en cualquier país. Saben del miedo, del cansancio, de las carencias, de la inseguridad y usan todos esos factores a su favor.

La gran “carta de triunfo”, la Constituyente, fue ilegal y oportunista, un golpe maestro a la derecha. Un ente monopartidista que lo que menos hace es preocuparse por modificar la Constitución y ni se sabe por qué hace falta hacerlo. Apostaron a dejarlos sin aliento y desconcertados y lo lograron. Ello trajo la quietud necesaria en las calles para coronarla como “traedora de la paz”. Increíblemente esa estrategia funciona.

Luego, mientras incrementan por delante y por detrás del telón los órganos represivos e intimidatorios, e incrementan la dependencia del pueblo hacia el Gobierno-Estado-Ejército con las bolsas de comida y otras dádivas, convocan estas elecciones de Gobernadores estatales. Esta es una estrategia perfecta para demostrar apego a la democracia y a la Constitución, antes pisoteada.

Y, ¡bingo!, los especialistas en manipulación de masas tenían toda la razón, el pueblo volvió a apoyar al chavismo. Qué importa si el voto es por euforia esperanzadora como antes o por cansancio y miedo, como ahora. Lo que hace falta es apoyo para seguir en “el poder” y colmar esa adicción enfermiza que ya padecen por él, cual réplica de los líderes cubanos.

Más allá de las posibles estrategias de manipulación electoral, de un órgano evidentemente al servicio parcial del gobierno, las principales lecturas son estas:

  1. Los chavistas tienen su base electoral “sincera” mucho mayor que la oposición, aún sin llegar a ser mayoría, que los sigue ciegamente, pues están adoctrinados. Quien decide es el grupo de los indecisos, que se mueve en uno u otro sentido según convenga.
  2. El programa de la oposición nunca ha sido lo suficientemente atractivo para el pueblo y su victoria en la Asamblea Nacional fue fruto más del desencanto con el chavismo que de la confianza en ellos: fue un voto de castigo.
  3. El pueblo pagó un costo en vidas e inseguridad por la rebelión en las calles y en esos momentos su penuria se incrementó, sin resultado alguno; quien salió victorioso fue el chavismo con su estocada constituyente.
  4. Ahora los chavistas lucen más fuertes y el pueblo cada vez depende más del Gobierno y teme enfrentarlo. Incluso los líderes opositores corren riesgos, son descalificados electoralmente, son procesados judicialmente y deben emigrar.
  5. La sumisión “al más fuerte” no es exactamente una actitud consciente, es un instinto animal básico, latente como respuesta instintiva en nuestro hipotálamo, y es lo que hacen las masas en aras de la estabilidad y la paz. Superarlo marcaría la diferencia entre despotismo y democracia, pero no hay un liderazgo opositor lo suficientemente capaz para revertir esta situación.

Bajo tales circunstancias esta victoria puede ser un avance de lo que podría pasar en el próximo año si se lleva a cabo realmente la elección presidencial que corresponde. Si llegado el momento el chavismo no ha neutralizado aún a sus oponentes principales, la aplazará hasta estar confiados. Si cuando perdieron la Asamblea Nacional no se detuvieron, quién les para el caballo tras esta victoria.

Ahora de seguro comienza una cacería de brujas más intensa todavía, para inhabilitar adversarios abriendo procesos en su contra, que los llevaría a prisión o al exilio. Solo quedarán para la contienda aquellos que no ofrezcan peligros para la reelección de Maduro, “el hijo de Chávez”, su heredero político.

En breve plazo el sistema político de Venezuela se convertirá en un régimen similar al cubano, donde se considera “democracia” a un modelo político controlado por la élite de poder despótico, que se cree dueña de la verdad y de la justicia. Los venezolanos votaron por la paz, pero sacrificaron la democracia, o la esperanza de ella.

Muy pronto no quedarán más que los vestigios y la nostalgia de lo que tuvieron y pudo ser mejorado. Y costará mucha sangre, tiempo y penurias reconquistarlo. Si quieren saber, que le pregunten al pueblo cubano.



Haz un comentario

15 respuestas a “Venezuela vota por la paz sacrificando la democracia”

  1. Uncubanomas dice:

    Osmel, Osmel,……. Te vas a meter en candela con “raulita la loca”. Tienes razon, los especialistas de psicologia de masas , manipuladores y……… lograron sus objetivos del momento, era de esperarse, tantos ladrones, oportunistas, chovinistas y……… hay de un lado como del otro. Los oficialistas lo saben y en este caso supieron aprovechar a su favor las debilidades de su contrario (que son las propias suyas), y ganaron. Pobre de nuestros pueblos, necesitados de paz, armonia, estabilidad, prosperidad y solo tienen lo contrario. EL HOMBRE TIENE PUESTA SU ESPERANZA EN EL HOMBRE, 5 O 6 MILL AÑOS DE HISTORIA Y NO APRENDE!!!!!!!, SOLO GUERRAS, CONFLICTOS, AVARICIA. EL HOMBRE NO APRENDE!!!!!!

  2. Licantropo dice:

    TODO fue un fraude a ojos vistos, “crónica de una muerte anunciada”, mientra allá esté a cargo del tribunal electoral, la sirvienta de Maduro, Tibisay Lucena, las elecciones sirve para pura mierda, además, Maduro aprendió en Cuba, ex colonia soviética, y no hay que olvidar lo que dijo Estalín , de las mascaradas de elecciones en sus régimentes “NO IMPORTA QUIEN VOTA, SINO QUIEN CUENTA LOS VOTOS”.(Joseph Stalin).Y en Venezuela, los votos, los cuenta eL CASTROCHAVISMO.

  3. Roberto dice:

    amigo gano el chavismo, no creo que sea por adoctrinamiento de la poblacion, las elecciones las perdieron los opositores con sus errores, entre ellos su apuesta constante a CALENTAR LA CALLE,EL BACHAQUEO CONSTANTE y la solicitud de los apatridas de una intervencion desde USA, coincido tambien con tu articulo en muchos aspectos, no obstante el chavismo tiene una base popular fuerte mucha mas solida y coherente ,y ha resuelto los problemas que la oposicion no ha resuelto ni sabe tampoco como hacerlo,tambien que han apostado por una nueva oleada de jovenes que da fresco para garantizar el relevo y no ir cometiendo los mismos errores de Cuba, apesar de que ya sabemos como se asesoran, pero era de esperar que ganara el chavismo , se apostó por la paz, ahi la oposicion se equivoco solita, al menos su grupo mas recalcitrante.

    • Parque Temático dice:

      De su comentario sólo se puede decir que si “el chavismo tiene una base popular fuerte mucha más solida y coherente” que les ha votado mayoritariamente, vista la situación críticamente precaria que tiene hoy en día el país después de 19 años de chavismo (y sin “bloqueo imperialista”), los venezolanos no sólo son tontos sino también MUY masoquistas.

      • Roberto dice:

        amigo el plan de la oposicion al menos el de la ultraderecha que calienta la calle es uno solo, sacar a maduro del poder y despues ya con el tiempo ver como come el pueblo y con que se baña, asi de sencillo, pero TRIFICIL.

    • contrario dice:

      A que eres chavista, si claro que sí y eso por encima de ser venezolano y humano…

  4. Armando Perez dice:

    Nunca mas cierto el dicho de `no escupas para arriba` . Recuerdo cuando empezó Chávez y muchos cubanos advirtieron a los venezolanos de no votar por él y ellos decían que Venezuela no era Cuba, que allí se eran arrechos y no se dejaban meter una dictadura… ¡Y ahí los tenemos ahora, listos para el socialismo tropical, con libreta, regulación de divisas y una emigración que no para!

    Pobre Venezuela.

  5. kamikaze dice:

    Bueno, la cara chupada de la mujer de la foto parece decir… C……, lo que nos espera no es jamón!

  6. luis v dice:

    A partir de ahora los venezolanos dejaran de ser oposicion , entraran en la hipocresia , la doble moral y haran la unica oposicion posible en este tipo de gobierno – No trabajar , ser oportunista , desviar recursos y robarle al gobierno todo lo que se pueda y vivir del contrabando y la bolsa negra; despues de algun tiempo, se acostumbraran a vivir con muy poco , a no tener derechos , a no hacer nada , y lo mejor de todo , ya no culparan mas al chavismo ; sino al imperio

  7. Luis Rondón Paz dice:

    Que pena por lxs venezolanxs. No será fácil lo que les espera.

  8. repatriado dice:

    un gran análisis interpretativo, puede ser que haya pasado tal como lo describes, o puede ser que hayan hecho los chavistas un fraude masivo, cosa que supongo pueden hacer siendo ellos los dueños del CNE y de todos los poderes estatales, pero a mí estimado osmel, estas cosas, estos horrores electorales, llámese seguir votando al chavismo a estas alturas, ir a desfilar el primero de mayo en la plaza o elegir a trump como presidente solo me recuerdan una cosa, la mayoría de las personas son estúpidas en cuando a política, puede parecer q no, pero lo son, por eso sigo pensando que la democracia masiva es un mal sistema y defiendo una meritocracia popular.

  9. Marlene Azor Hernández dice:

    En una lucha de mono amarrado contra león (oposición versus gobierno de maduro con todas las palancas del poder) no se puede afirmar que la oposición se equivocó.Si no iba a las elecciones le dejaba todas las gobernaturas a los chavistas.Si iba jugaba con las manos atadas.
    EL CNE no ha publicado aún los votos anulados y en blanco de la elección de la Constituyente, tampoco lo ha hecho ahora.Los testimonios de fraude porque han violado las actas de votos aparecen cada vez más.
    Si el pueblo quiere hacer su lucha democrática no le queda más que lanzarse a la calle con el costo que esto representa.o¿Cuál sería la forma de remover a un gobierno despótico, con las armas?
    ¿O Venezuela lo que está demostrando es que la vía pacífica no es posible para enfrentarse a un gobierno que eliminó la división de poderes y el Estado de Derecho?
    ¿Cómo luchar contra una dictadura?

  10. Osmel Ramírez dice:

    Repatriado: me imagino que fraude pudo haber con la parcialidad evidente del CNE. Pero fue demasiado amplia la victoria, inversa a lo que sucedió cuando la elección de la Asamblea Nacional. ¿Qué ha cambiado?: lo que explico en mi artículo. Esto a simple vista avalaría tu “meritocracia”, pero para mí sólo demuestra la necesidad de refundar la democracia con nuevos ingredientes institucionales. Por instinto, por vocación demócrata y por muchas cosas más no aceptó una solución así. Hay más opciones y me gustaría debatir contigo al respecto. Porque veo que te preocupas en serio por el asunto, ¡qué es de primerísimprimerísimo orden!

  11. repatriado dice:

    Osmel prepararé un post al explicando lo de la meritocracia y por que es procisamente una refundación democrática y no una exclusión de la misma, auqnue esto es hablando de un futuro muy lejano pues es muy dificil hechar para atrás el supuesto “derecho” al voto universal, a corto plazo y para nuestra patria la solución que defiendo es el anexionismo, lamentablemente eso también causa muchas ampollas emotivas y hay muy pocos q se atreven a discutirlo en serio, y no dejjo de reconocer, esto entre tu y yo, q no me gusta mucho el anexionismo aunque lo vea factible y es una idea q saco sobre todo para estimular un análisis profundo sobre nosotros mismos y nuestros defectos como nación.

  12. repatriado dice:

    Marlene las armas sí q no son la respuesta, la vía es seguir haciendo politica como queria hacer marquez sterling aquí para acabar lo de batista pacificamente y castro no se lo permitió, la violencia no puede ser la respuesta. esos regímenes se degradan por si mismos y mientras tengan apoyo popular, q lo tienen, solo queda seguir convenciendo a cuantos más mejor de q los abandonen y al final la economia y la historia les pasa factura, ya estamos en el 2020, no es los años 60 del siglo pasado, no habrá otra cuba, hay q ser paciente.

Escriba una respuesta