El pollo es la única opción cárnica del socialismo cubano

Junio 5, 2017 | | |

Con el pollo estamos casados a la católica, hasta que la muerte nos separe.

Vicente Morín Aguado

HAVANA TIMES — El semanario Tribuna de La Habana informó recientemente la decisión de vender pollo como única opción cárnica para el conjunto normado (racionalizado) de dietas ordenadas bajo prescripción médica.

De igual manera, la ración mensual de 460 gramos de picadillo de res, destinada a niños hasta 13 años de edad, será sustituida por el citado producto avícola. De momento, la medida abarca 12 de los 15 municipios habaneros y puede corroborarse al leer la información que habitualmente colocan los vendedores en las unidades a su cargo.

Se trata del sistema de comercialización normado de alimentos, igualitario y, por ello, símbolo del proyecto socialista. En sus comienzos hace medio siglo, abarcaba una oferta apreciable de muchos productos. Ahora representa un porcentaje del consumo difícil de medir, considerando el mercado en divisas y otras variantes de libre oferta-demanda, dependientes de los ingresos de cada familia.

Sin embargo, para los muchos cubanos que viven del salario estatal es una opción imprescindible debido a los precios relativamente bajos, correspondientes con el nivel de salarios existente antes de la dolarización y las demás reformas en curso.

La gente está debidamente alarmada, porque en las colas habituales, esperando comprar el casi omnipresente pollo, hay coincidencia al comentar: aquí cuando una medida aparece así de pronto, la presentan como provisional, pero después termina quedándose para siempre.

Nada han dicho al respecto los medios oficiales, menos aún opinan los dependientes aún llamados carniceros, aunque realmente para nada emplean las técnicas de corte de las carnes, porque sencillamente carnes no hay para vender.

Lo cierto es que existió una oferta normada de pescado, en suspensión durante años, siempre sustituida por el pollo, hasta que al comenzar el presente año desapareció la promesa largamente interrumpida de saborear a precio razonable el sabor del mar.

La memoria histórica recuerda la famosa “novena”, implantada y conservada durante las décadas del sesenta y el setenta, hasta comienzos de los ochenta. Cada 9 días se vendía al menos un bistec de res por persona cada nueve días y algo de similar carne de segunda calidad. Desde hace 30 años desapareció sustituida por lo que desde entonces e llama “pollo de población”, que es el único cárnico fresco igual para todos, fuera de dietas médicas.

Es decir, paulatinamente el plumífero animal viene avanzando, amenazando con convertirse en única degustación posible al alcance de los millones de cubanos aún dependientes del magro salario medio determinado por el Gobierno, equivalente a unos 20-30 dólares mensuales, CUC de acuerdo con el cambio oficial en Cuba.

Lo que bien podríamos clasificar con la frase inconclusa “pollo por…” puede resumirse así:

Pollo por carne de res, actualmente 1 libra al mes por persona. Pollo por pescado, antes eran ¾ de libra del alimento marino, ahora quedó definitivamente sumado al otro pollo en una sola ración de 1 libra y ¾ para cada cubano. ¡Y de pronto!, Pollo por dietas médicas y vuelve el ave persistente a sustituir otra oferta socialista, esta vez la libra de picadillo de res implantada por el nuevo presidente Raúl Castro, con el objetivo de “reforzar” la alimentación de los adolescentes.

Al carecer de una explicación pública, queda la especulación, la gente opina y así lo corroboran datos del mercado mundial de alimentos, el científicamente llamado Gallusgallus es el animal terrestre más prolífico de nuestro planeta con unos 13 mil millones de ejemplares. De todas las carnes tradicionales para el consumo humano es la más barata.

Cuba sigue importando la mayoría de sus alimentos. Las cajas de pollo siempre se identifican con el clásico Made in que puede ser Brasil, Canadá y hasta USA.

De acuerdo con la consigna socialista de “hacer más con menos”, las plumas nos perseguirán hasta que la muerte nos separe.

Vicente Morín Aguado: ememultiplicada@nauta.cu
Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

3 respuestas a “El pollo es la única opción cárnica del socialismo cubano”

  1. jose dario sanchez dice:

    otro “logro ” mas a defender !!! Tremendo legado !!! Solo queda a duda : sera orgánico este pollo ?? Si asi fuera, seria otro “logro ” a defender !! Pero ,me asalta una duda : se habrá estudiado el daño que produce en los niños estar sometido por anos a esa dieta de picadillo de soya ? sera por eso que son tan diferentes los jóvenes venezolanos a los cubanos ?? Tema de estudio !!!!
    Nota : recuérdense que La Habana no es Cuba !!!!

  2. Atanasio dice:

    Que pensara Evo Morales del hombre cubano?

  3. El Lapón Libre dice:

    !Socialismo próspero o sostenible! (sino fuera por lo terrible, daba hasta risa)

Escriba una respuesta