Nuestra libertad de prensa en Cuba

diciembre 8, 2010 | | |

Yusimi Rodriguez

Foto por Roger Humbert

HAVANA TIMES, 8 dec. — “Lo primero que hacen los dictadores es acabar con la libertad de prensa, establecer la censura, no hay duda de que la libertad de prensa es el primer enemigo de la dictadura”

Estas sabias palabras fueron pronunciadas por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz en Inglés, en los Estados Unidos, 1959, pocos meses después de producirse el triunfo de la Revolución cubana.  Y tenía razón.  Una de las primeras cosas que hizo Hitler al tomar el poder en Alemania, fue eliminar la libertad de prensa.  También eliminó los partidos políticos. Las palabras del Comandante en Jefe me llevan a preguntarme si existe libertad de prensa en nuestro país.

Me asusta responder esta pregunta. No es lo mismo conversar sobre el tema con las amistades en la heladería Coppelia o en casa, que ponerlo por escrito. La palabra dicha se la lleva el viento, pero la escrita no es tan leve.  ¿Por qué será que tengo miedo?

Hace unos días me encontré con una joven que conocí cuando ella estudiaba periodismo y le hice la misma pregunta: “¿Tú crees que hay libertad de prensa en Cuba?”  Hoy ella es una periodista graduada y trabaja en un medio de prensa nacional.

Pensó un poco y miró a los lados antes de responderme: “No, es evidente que no hay libertad de prensa.”  Estábamos solas en el baño de un centro de estudios. “En otro momento nos vemos para hablar más de eso, es un tema complejo”, dijo.  Me pregunto si permitiría que la entrevistara al respecto, y en caso de hacerlo, si me dejaría usar su nombre real.

Entre finales del año 2003 y el año 2006, trabajé en un medio de prensa del país.  Durante ese tiempo asistí a las reuniones del personal periodístico, en las que se planificaba la siguiente edición. En estas reuniones, el Jefe de Información informaba a los periodistas sobre lo que al Partido le interesaba que se escribiera. (Uso sólo la palabra Partido, sin especificar su orientación política, porque el Partido Comunista de Cuba es el único partido político que existe en nuestro país).

En esa época entregué un trabajo de opinión para la edición escrita que fue aprobado por el director del periódico (que no era un periodista, sino un cuadro del Partido, aunque posteriormente cursó un diplomado de periodismo, pero en el momento de asumir la dirección no era ni había sido periodista) y la subdirectora. Cuando el trabajo llegó al departamento de Redacción, una de las compañeras (miembro del Partido), se asustó con el contenido y pidió que el trabajo fuera analizado por la dirección del Partido. Allí, decidieron que la publicación del texto no era oportuna.

Parece que con este ejemplo demuestro que no existe libertad de prensa en nuestro país, en oposición al capitalismo, dónde la prensa sí es libre.

Foto por Yuri Montano

¿Pero cómo funciona la libertad d prensa en el capitalismo?  En el capitalismo, la libertad de prensa aparece como extensión del derecho a la capitalización personal, por lo cual todos tienen el derecho a poseer una empresa de comunicación. ¿Y quienes pueden crearla? Los que tienen el capital para hacerlo. Los medios tienen dueños y lo que se publica no es la verdad, si no la verdad que responda a los intereses de los dueños, y en la forma que responda a estos intereses.

Según Wikipedia, en el socialismo, la libertad de prensa se presenta como el derecho a una parte compartida de los bienes comunitarios, por esto todos tienen el derecho a tomar parte en las empresas de comunicación existentes, con independencia de su poder adquisitivo o de haberlas creado.

La prensa se planifica con independencia de la posibilidad de obtener beneficios, se deduce de la economía nacional para asegurar el derecho de todos los ciudadanos a la libertad de prensa mediante la participación de estos en todos los medios de comunicación, regulados democráticamente por el Estado.  Pero en la realidad, creo que todos no somos dueños de los medios de prensa ni nos sentimos todos representados en ellos, por lo menos en los medios oficiales existentes en nuestro país.

El periódico Granma, por ejemplo, es el órgano oficial del Partido. O sea, ese es el dueño. Y es justo que se publique lo que responda a los intereses de la ideología que los miembros del Partido defienden. Y así sucede con los otros medios oficiales de nuestro país que pertenecen a los trabajadores y la juventud comunista. Es lo justo.

Lo que pasa es que no todas las ciudadanas y ciudadanos del país pertenecen al Partido, ni son comunistas, por tanto no todos se sienten representados en el periódico Granma ni sienten que este responde a sus intereses informativos, aunque también tengan derecho a una parte compartida de esos bienes comunitarios, puesto que hacen un aporte a la sociedad.

Foto por Liliana Rhodes

Muchos habrán tenido la oportunidad de leer los trabajos del Pedro Campos quién publica el boletín digital SPD.  El encabezamiento de este boletín contiene el artículo número 53 de nuestra Constitución: “Se reconoce a los ciudadanos la libertad de palabra y de prensa conforma a los fines de la sociedad socialista”, según el cuál, Pedro Campos está haciendo uso de un derecho legítimo.  Me consta por las ideas que le he escuchado expresar y por los escritos suyos que he leído, es un socialista. (Aunque tal vez no el tipo de socialista que responde a los intereses de nuestro gobierno).  ¿Pero qué sucede cuando existe un ciudadano que no comparte la ideología comunista?  ¿Cómo puede ejercer su derecho a la libertad de palabra y de prensa?

En nuestro país existen varios medios de prensa: el del Partido, el de la Juventud Comunista, el de los Trabajadores.  Todos estos medios son financiados por el Estado (no creo que la cotización que pagan los miembros del Partido, por ejemplo, sea suficiente para elaborar el periódico, hacerlo circular y además pagar los sueldos de los trabajadores del medio). Y por tanto es justo que respondan a los intereses del Estado.

Los periodistas que trabajan en esos medios no pueden aspirar a escribir algo que vaya en contra del Estado, o del Partido, que es quién guía a nuestro Estado y a nuestra sociedad. ¿Pero qué espacio queda para los ciudadanos que tengan ideas diferentes que expresar, los que tengan otra visión de la realidad y que además no deseen ser financiados por el Estado?

No tengo como paradigma el capitalismo con sus grandes medios que manipulan la verdad y sus paparazzi que violan la intimidad de las personas, pero la idea de la libertad de palabra y prensa me resulta incompatible con una constitución que establece este derecho sólo de acuerdo a los fines de la sociedad socialista, y que más adelante, en el artículo 62, establece: “Ninguna de las libertades reconocidas a los ciudadanos puede ser ejercida contra lo establecido en la Constitución y las leyes, ni contra la existencia y fines del Estado socialista, ni contra la decisión del pueblo cubano de construir el socialismo y el comunismo.  La infracción de este principio es punible.”

No se puede confundir el hecho de que algunos medios digitales (que no llegan a  la inmensa mayoría del pueblo cubano porque estos no tienen acceso a Internet, y gran parte no posee ni una computadora) no estén bloqueados, con la libertad de prensa.  La libertad existe cuando es para todas y todos, incluyendo a quienes puedan expresar opiniones que no compartimos.

Quizás se ha vuelto manida la frase, pero no podemos cansarnos de repetirla “Detesto lo que dices, pero defendería hasta la muerte tu derecho a decirlo.” (Les debo el nombre del autor de la cita)

Imprimir Imprimir |


Haz un comentario

8 respuestas a “Nuestra libertad de prensa en Cuba”

  1. otrodiferente dice:

    Libertad de prensa!! creo que eso esta solo en las estrellas,en el capitalismo tampoco existe “Libertad de Prensa”..los periodicos pertenecen a Corporaciones,es decir a capitalistas,me acuerdo el papel que jugo el periodico El Mercurio de Chile en el derrocamiento del goibierno de Salvador Allende(un periodico de Derecha),incitando a las clases medias a protestar,y los mensajes a los militares para el Golpe militar,Colombia,estan las cadenas Caracol,con Radio ,TV,periodicos de amplia cobertura nacional tambien le pertenece RCN,y radios con musica de todo tipo desde Regueton ,vallenatos,salsa ,merengue ,y musica tradicional colombiana(para todos los gustos)..pero la pregunta es …quien es el dueño,o los dueños…la familia Santos,hoy es presidente de Colombia,podra? hablar mal del gobierno???? creo que no..hay muchos periodicos,que son ..como les llamo “OBJETIVOS”…que para mi no es “Libertad de Prensa”…solo son Objetivos ….te dan la informacion tal y como se dio…el lector se “forma su propia opinion” sigo!!

  2. otrodiferente dice:

    Hay un periodico Mexicano LA JORNADA,es un periodico “objetivo”,los hay muchos en A: latina,en Europa,los periodicos tambien forman “corporaciones” como en Alemania,incluso informan las “ganancias” al final del año o en Enero,la era Digital,ha cobrado Fuerza,pero tambien es “controlada” por el Estado…no solo en Cuba,China etc sino tambien en los paises Occidentales,USA,Europa!,a mi mismo que no soy nadie,Yahoo me bloqueo una en un Foro que se llama YR..porque dijo que yo “violaba las normas de la comunidad de Yahoo”…le escribi..solo me respondieron que “abra otra cuenta con otro nombre”..ahora con los documentos que sale en la Web ..de Assage,ya lo acusan de “violacion” en Suecia,es solo un “montage” …eso es “Libertad de Prensa”??…ha tenido que cambiar de servidores en internet,hoy creo que estaba “arrestado” por la policia Inglesa …Libertad de prensa”??…en Cuba es lo mismo,Granma y los demas …hacen ese objetivo! de crear una “imagen ” positiva (Teoria de lo Subliminal)

  3. otrodiferente dice:

    La “Libertad” es solo un concepto filosofico,creo que solo esta en tu cabeza,ni en el capitalismo ,ni en el socialismo,existe la “libertad”,es solo es un concepto abstracto,de la realidad,de lo que “pienses tu mismo”,los Periodicos Cubanos,es la misma repetcion de lo que sale en el Granma…como en los demas paises…pero hay que ver,que cada periodista en una persona(nadie es igual) con sus opiniones ,en este caso Yusimi tiene razon(la que escribio este articulo)…quizas no me lea lo que opino,..quizas no conoces ,mas afuera de Cuba, pero es lo mismo…saludos!! desde Berlin

  4. yordanka caridad dice:

    Oye, muy bueno, Yusimí.

  5. avispa ROJA dice:

    VIVO EN UN PAÍS LIBRE, CUAL SOLAMENTE PUEDE SER LIBRE…… Y SOMOS LIBRES PORQUE SOMOS CUBANOS Y REVOLUCIONARIOS. YUSI QUIZÁS LO QUE TE FALTA ES MENOS INGENUIDAD, LEE A MARTÍ…

  6. Haroldo Dilla dice:

    Excelente Yusimi, quien lo dijo fue Voltaire, pero Rosa Luxemburgo dijo lo mismo un año antes de que la asesinaran por comunista

  7. ¨La libertad solo existe cuando no es de nadie…¨, de una canción de Carlos Varela y probablemente citada por él de alguien más, no lo sé, pero verdad como un templo. Todos los medios de prensa en manos del Estado Socialista, es la fórmula cubana. Todas las personas pueden, si cuentan con medios ecnómicos para hacerlo, fundar un medio de comunicación y expresar allí sus puntos de vista; es la fórmula capitalista. Evidentemente en los dos casos la libertad tiene dueño y por tanto no es tal, pero en el segundo tiene muchos, por lo que los puntos de vista diversos tienen mayores posibilidades de publicarse debido a la variedad de opiniones de quienes deciden qué publicar y cómo. De cualquier modo la libertad de prensa pasa por un tamiz de poder (político o económico), sin embargo la libertad de expresión sí que puede escaparse a ese filtro. En cualquier país capitalista de este mundo puedes pararte en una esquina, frente a un agente de la policía y gritar: Abajo el presidente!. La libertad de expresión es uno de los derechos constitucionales de los ciudadanos que la propia policía tiene que defender por ley. En Cuba no es así desde Batista o Machado o quién sabe desde cuando, muchos cubanos tuvieron que pagar con sus vidas la osadía de escribir en una pared: Abajo Batista! y los de hoy no se pueden ni imaginar las consecuencias de un Abajo Fidel! o Raúl o Machado Ventura. En los países capitalistas democráticos de este mundo, que son muchísimos aunque el Granma no lo reconozca, puede que te pongan una multa por ensuciar la pared, pero nada más. No hay en el mundo libertad de prensa, pero en Cuba no hay ni de Grafitti.

  8. anonimo dice:

    Quien acuño la frase con la que terminas este artículo es: François-Marie Arouet (Voltaire).
    La verdad es que debo decir que me gusto mucho el artículo y refleja muy bien la situación de Cuba. Es cierto que los periódicos tienen que reponder intereses específicos, pero al menos debería existir espacios alternativos de los cuales el gobierno bien puede retroalimentarse…

Escriba una respuesta